Consiguen convertir la señal WiFi en electricidad: ¿el fin de las baterías?

MATEMÁTICAS, FÍSICA Y QUÍMICA: Ingenieros del Instituto Tecnológico de Massachusetts y la Universidad Politécnica de Maadrid crean una antena flexible que captura ondas electromagnéticas


A lo lejos, no solo se intuye, se vislumbra ya un mundo sin baterías: teléfonos móviles, ordenadores portátiles, relojes inteligentes y cualquier aparato electrónica alimentado con otra fuente de alimentación distinta a la incómoda pila que cada ciertas hora precisa del cable o, en su mejor versión, de una toma de corriente inalámbrica. Ingenieros del Instituto Tecnológico de Massachusetts y la Universidad Politécnica de Madrid han desarrollado una antena flexible que, usando un nanomaterial de solo tres átomos de espesor, captura ondas electromagnéticas, como las del WiFi, y las convierte en corriente continua.

Los dispositivos, fabricados con materiales flexibles y económicos, podrían llegar a alimentar superficies muy extensas: «Hemos ideado una nueva forma de potenciar los sistemas electrónicos del futuro mediante la recolección de energía WiFi de una manera que se integra fácilmente en grandes áreas para llevar la inteligencia a cada objeto que nos rodea», explicó Tomás Palacios, profesor de ingeniería eléctrica e informática del Instituto Tecnológico de Massachusetts (EE.UU.)

El elemento clave de este paso de gigante, publicado en la revista Nature, es la aplicación de un material bidimensional a una antena rectificadora, que permite convertir la corriente alterna en continua. El dispositivo desarrollado ha llegado a producir unos 40 microvatios de potencia, expuestao a niveles de potencia típicos de las señales WiFi -en torno a 150 microvatios-, cantidad que es más que suficiente para iluminar una pantalla de móvil o activar chips de silicio.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
20 votos
Comentarios

Consiguen convertir la señal WiFi en electricidad: ¿el fin de las baterías?