Las compañías asiáticas apuestan por ligar móviles y realidad virtual

Samsung, LG, Huawei y Mark Zuckerberg, protagonistas en la antesala del MWC


barcelona / e. la voz

En la víspera del Mobile World Congress de Barcelona, las compañías asiáticas que dominan el mercado de smartphones Android exhibieron músculo con la presentación de varios terminales de alta gama que pueden tratar de tú a tú, en prestaciones (y también en precio) a cualquier iPhone que presente Apple.

La primera en dar un aldabonazo en las redes sociales fue LG. Había mucha expectación previa sobre el G5. Y el nuevo teléfono estrella del gigante coreano no defraudó. Su nuevo buque insignia tiene una característica singular: es modular, está preparado para evolucionar con la conexión de varios accesorios de primer nivel: una cámara de 360º, altavoces de alta fidelidad, gafas de realidad virtual (se pondrán de moda) y un robot parecido al BB-8 de Star Wars. La propuesta es original y atractiva. ¿Triunfará?

Casi a la vez Huawei presentó su primera incursión en el mundo de los ordenadores con un producto, el Matebook, que es un híbrido, un dos en uno (PC y tableta) con pantalla de 12 pulgadas y equipado con Windows 10. Puede competir con los Microsoft Surface y con el iPad Pro.

Hubo más eventos, pero ninguno como el de Samsung. Miles de personas abarrotaron el centro de Congresos Internacional de Barcelona para ver, por primera vez en directo, el nuevo estandarte de la compañía: el curvilíneo Galaxy S7. Lo hicieron ayudados por un accesorio que dará que hablar, las gafas de realidad virtual Gear VR. El golpe de efecto funcionó. La sala respondió con un nutrido aplauso en la sala para un terminal que cuenta con dos versiones, una con pantalla de 5,1 pulgadas, otra con otra de 5,5. Como el smartphone de LG, el S7 también apuesta por la tecnología always on display, que permite visualizar información sin tener que desbloquearlo.

El S7 recupera la posibilidad de tener almacenamiento extra: admite tarjetas micro-SD. Y presume de cámara. No marca paquete con más megapíxeles (tiene menos que su antecesor, el S6), pero promete conseguir mejores fotos con menos luz. ¿Lo consigue? Parece que sí. Para probarlo, proyectaron dos versiones de la imagen. Una obtenida con el último iPhone en salir al mercado. La otra con su nuevo estandarte. Creo que no hace falta que les diga cuál se veía mucho mejor.

No fue la única comparación con Apple. Samsung quiere recuperar terreno ante sus competidores en el ecosistema Android, pero también quiere romper ese mito de que los dispositivos de la compañía de la manzana son siempre mejores. Por lo visto ayer no le faltan argumentos. Y tampoco aliados: para sorpresa del público, Mark Zuckerberg subió al escenario para profetizar que el futuro está en la realidad virtual. Y que Samsung y Facebook trabajarán juntos para dominar ese mercado emergente. El fundador de la red social más utilizada del planeta había sido protagonista horas antes al salir a correr desde la Sagrada Familia hasta Montjüic. Hoy protagoniza la conferencia más mediática. Le gusta la ciudad. Es la tercera vez que participa en la feria que cada año convierte a España en capital mundial de la movilidad.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

Las compañías asiáticas apuestan por ligar móviles y realidad virtual