Windows 10 identifica los juegos piratas y los desinstala

Microsoft endurece su lucha contra la piratería. Los términos y condiciones de su nuevo sistema operativo advierten de que también chequearán el uso de hardware no autorizado como dispositivos periféricos


Uuno de los principales problemas de los juegos para pecé es la enorme cantidad de títulos que se distribuyen de forma ilegal desde varios servicios de descarga e intercambio. Microsoft, según se desprende de los nuevos términos del acuerdo de uso de Windows 10, está dispuesto a terminar con estas prácticas gracias al recién estrenado sistema operativo, que es capaz de identificar y actuar contra software o hardware adquirido sin la correspondiente licencia y deshabilitarlos de modo remoto.

«Podemos chequear automáticamente la versión de software y las actualizaciones de las mismas o los cambios en la configuración, incluyendo aquellos que te permiten acceder a servicios, jugar juegos pirata o utilizar hardware no autorizado como dispositivos periféricos», se leer en párrafo 7B del documento de acuerdo de licencia. En resumen, esto se traduce en que Microsoft puede desactivar un juego que se ejecute de forma remota en cualquier pecé, tableta o teléfono con Windows. Este movimiento se encuentra en la línea que ha adoptado la compañía de cara a los jugadores. El pasado enero, el máximo responsable de Xbox, Phil Spencer, aseguraba que Windows 10 podría ser «el mejor sistema operativo que Microsoft haya creado jamás para los jugadores de pecé» gracias al flujo de lanzamientos que llegarán a Xbox One y Windows 10 como Fable Legends, que tendrá un lanzamiento simultáneo para ambas versiones y permitirá juego cruzado entre plataformas; o Gears of War: Ultimate Edition, que se lanzará en pecé algo más tarde con respecto a la sobremesa de Microsoft.

Votación
7 votos

Windows 10 identifica los juegos piratas y los desinstala