El padre de Mario Bross quiere desentenderse del público casual

Shigeru Miyamoto quiere centrarse en el jugador de siempre ya que el resto se están moviendo hacía plataformas basadas en iOS y Android


El Sotano Perdido

Uno de los actores principales en la expansión de la industria del videojuego en la última década ha sido Nintendo Wii, la anterior sobremesa de Nintendo y responsable de la apertura del entretenimiento digital a todo tipo de público. Videojuegos como Wii Sports o Wii Fit encontraron su hueco en un mercado menos volcado y más informal, algo que no sentó muy bien a la legión de seguidores veteranos de la firma japonesa.

Sin embargo, Shigeru Miyamoto, uno de los máximos responsables de Nintendo y padre de franquicias como Super Mario Bros. o The Legend of Zelda, ha realizado unas declaraciones en las que apunta que su próximo objetivo es el jugador de siempre. «Este tipo de gente que, por ejemplo, quizá vea una película o quizá vaya a Disneyland, y tienen una actitud de "vale, soy consumidor, se supone que tienes que entretenerme". es del tipo de actitud pasiva, y para mi es algo patético», aseguró Miyamoto, que también añadió que «no saben lo interesante que es ir un paso más allá e intentar probarte a ti mismo con juegos más avanzados». Es la primera vez desde que Nintendo lanzó Wii que un directivo de la compañía declara alejarse del público casual para interesarse, de nuevo, en el público de corte más clásico.

Wii superó las 100 millones de unidades vendidas, convirtiéndose en un éxito masivo que atrajo muchos usuarios de nuevo cuño. No obstante, la sucesora de Wii, Wii U, no ha sido tan relevante en cuanto a ventas se refiere, aunque parece levantar el vuelo. Desde su lanzamiento en 2012, la sobremesa ha alcanzado los 7 millones de unidades vendidas, mientras que PlayStation 4, lanzada apenas hace unos meses, ya ha superado los 10 millones. Recordamos que Nintendo, además, cuenta con Nintendo 3DS, la portátil de la marca que actualmente lleva vendidas 44 millones de unidades.

Gran parte de este giro estudiado hacia el jugador de siempre se debe a que, según Miyamoto, los jugadores casuales están moviéndose hacia plataformas basadas en iOS y Android mediante teléfonos inteligentes y tablets. «En los días de Nintendo DS y Wii, Nintendo intentó extender la población de jugadores», declaró Miyamoto. «Afortunadamente, gracias a los avances de los dispositivos inteligentes, el consumidor tiene videojuegos garantizados. Es algo bueno para nosotros, porque no tenemos que preocuparnos en hacer juegos relevantes para la gente corriente», explicó al tiempo que apunta a que que Mario Kart 8 ha sido el último videojuego de Nintendo lanzado para Wii U, el cual además ha impulsado las ventas de la plataforma, a la espera de que llegue Super Smash Bros., todo un clásico de la firma que espera romper records en tanto en Wii U como en Nintendo 3DS.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

El padre de Mario Bross quiere desentenderse del público casual