Patrocinado por

El Círculo de Empresarios reclama a los políticos que no impidan el tren a Bouzas

Carlos Punzón
C. Punzón VIGO

PUERTOS

Oscar Vazquez

Destaca las posibilidades que le abrirá a los vigueses el tren rápido al aeropuerto de Oporto en 35 minutos

22 jun 2021 . Actualizado a las 21:45 h.

El Círculo de Empresarios de Galicia considera vital que Vigo cuente con una conexión ferroviaria con el puerto en Bouzas. La organización con sede en Vigo reclama a la clase política que se abstenga de convertir dicho proyecto en elemento de disputa para que no interfiera en el trabajo técnico que entienden debe definir si es posible o no. Los empresarios del Círculo aprovechan la publicación en el BOE el pasado viernes del anuncio de licitación del estudio que deberá definir cómo debe hacerse la salida sur ferroviaria de la ciudad para exigir concreción en el estudio y realización del ramal llamado a unir los muelles del relleno portuario con la malla ferroviaria. 

La directiva de la organización empresarial critica «la inconcreción española» frente a la decisión portuguesa de apostar por el tren como método de transporte para el siglo XXI, y en especial a lo que se refiere al movimiento de mercancías, que estiman está «etereamente definido» en la resolución ministerial que pone en marcha el proyecto de salida sur ferroviaria para Vigo. «Cabe esperar y desear que el estudio sometido ahora a licitación concrete y comprometa la conexión del puerto de Bouzas con la salida sur. Vigo no puede permitirse el lujo de prescindir de la conexión ferro-portuaria y convertirse en casi el único de los grandes puertos europeos sin este tipo de conexión», inciden los miembros del Círculo de Empresarios.

Para dicha organización empresarial la carencia ferroviaria del puerto vigués ya está propiciando que «una parte importante de barcos vigueses descarguen miles de toneladas de pesca en el puerto de Leixoes, que posteriormente son trasladadas por carretera a Vigo». Por ello, pide la directiva que «se deje actuar a los técnicos para buscar la mejor solución al trazado de esta conexión entre el puerto y la salida sur», eso sí, abogando por evitar perjuicios al entramado urbano. Ese efecto en parte del perfil de la ciudad ha llevado al alcalde de Vigo, Abel Caballero, a oponerse radicalmente al proyecto de unir los muelles de Bouzas con la red ferroviaria, al entender que su trazado abriría una notable trinchera en zonas como Coia, As Travesas o la Gran Vía. El regidor socialista asegura que además la fábrica de Stellantis no necesita del tren para desplazar sus coches al puerto.

El Sá Carneiro a 35 minutos

En el mismo estudio difundido hoy, el Círculo de Empresarios subraya la importancia y posibilidades que el tren rápido dará a Vigo y el sur de Galicia en su conexión con el aeropuerto de Oporto. Indica el órgano empresarial que Vigo quedará a 35 minutos del Sá Carneiro, frente a los 105 actuales más media hora en taxi desde el centro de la ciudad lusa a la terminal aérea. Haciendo esa combinación de tren y taxi, el Círculo destaca que Lavacolla está a 65 minutos, Alvedro a 85 y Peinador a 15 por carretera desde el centro de Vigo, por lo que ve como una oportunidad la cercanía en la que se situará el aeropuerto de Oporto en el horizonte del año 2030.