Patrocinado por

Interceptan al patrón de un barco de recreo que pilotaba borracho y drogado en la bahía de Santander

efe SANTANDER

SOMOS MAR

puerto de santander

Cayó con otra persona al agua y la embarcación continuó en marcha girando sobre sí misma y poniendo en peligro a otras lanchas

20 jul 2021 . Actualizado a las 15:59 h.

La Guardia Civil instruye denuncias al patrón de una embarcación de recreo, por navegar bajo los efectos del alcohol y dar positivo en cocaína. Las pruebas le fueron practicadas tras caer al agua junto a otra persona desde el barco, que quedó sin control en aguas de la bahía de Santander. Por esos hechos se enfrenta a una posible multa de hasta 120.000 euros.

Los hechos ocurrieron el lunes por la tarde, cuando los dos hombres cayeron al agua desde la embarcación y tuvieron que ser rescatados por otro barco que estaba en la zona y trasladados a tierra, informó la Guardia Civil en un comunicado.

La embarcación de la que cayeron quedó en marcha, girando sobre sí misma, con claro riesgo para otras embarcaciones, especialmente para los que se encontraban en cursillos de navegación.

Embarcaciones del Servicio Marítimo de la Guardia Civil y de Prácticos consiguieron pararla, instante en que uno de los guardias civiles saltó para comenzar el remolque, hasta las instalaciones del cuerpo en el Puerto de Santander.

Una vez en tierra, las dos personas auxiliadas se trasladaron al lugar componentes del Servicio Fiscal y del Servicio Marítimo de la Guardia Civil, para comprobar su estado y averiguar lo que había pasado.

El patrón mostraba un estado de alteración y que posiblemente estaría bajo los efectos de algún tipo de sustancia, por lo que se solicitó la presencia de un Equipo de Atestados de la Guardia Civil de Tráfico. Se le practicó la prueba de detección de alcohol y la de presencia de drogas, comprobándose que estaba bajo los efectos del alcohol y dio positivo al consumo de cocaína.

Inspeccionada la embarcación de la que cayeron, y al no haberse parado al caer los hombres al agua, la Guardia Civil encontró manipulado el sistema de seguridad de «hombre al agua». De ser considerado estos hechos como graves por la autoridad sancionadora, le podría acarrear una multa de hasta 120.000 euros.

También ha sido denunciado por los efectivos del Servicio Fiscal de la Guardia Civil en el Puerto de Santander, por alterar el orden en la zona de la rampa de los Prácticos.