Patrocinado por

Galicia defiende eximir de la geolocalización a la bajura y Planas plantea dejar fuera a los menores de 9 metros

E. A. REDACCIÓN

SOMOS MAR

M.MORALEJO

Quintana aboga por hacer voluntarias las cámaras de videovigilancia a bordo u obligatorias para aquellos con infracciones graves por incumplir la obligación de desembarque

22 jun 2021 . Actualizado a las 04:50 h.

Después de que la Eurocámara haya fijado su postura sobre el futuro reglamento de Control Pesquero, la semana que viene llegará al Consejo de Ministros, que deberá dar su opinión al respecto. La de Galicia está clara: eximir a la bajura de la exigencia de la geolocalización y de cubrir el diario electrónico, además de hacer voluntarias las cámaras a bordo y solo obligar a aquellos que hayan cometido alguna infracción grave de la obligación de desembarque. Así la trasladó ayer la conselleira de Mar, Rosa Quintana, en la reunión telemática del Consejo Consultivo de Política Pesquera para Asuntos Comunitarios.

Quintana abogó por la intervención de los Estados miembros para flexibilizar medidas «que poden dificultar en gran medida o labor diario dos profesionais do mar» y llamó a adaptar las disposiciones del controvertido reglamento propuesto por el Ejecutivo comunitario «á realidade de flotas como a de baixura».

Más gastos y burocracia

A juicio de la conselleira, hacer obligatoria la geolocalización obliga a incurrir en gastos importantes a profesionales bien controlados porque se encuentran cerca de la costa. Y registrar digitalmente las capturas antes de llegar a puerto en barcos de menos de 12 metros que realizan mareas de menos de 24 horas y que, en algún caso, como los de marisqueo, solo llevan un tripulante no supone más que complicar la operatividad e incrementar burocracia.

Con todo, la Xunta defiende algunas de los avances conseguidos en la Eurocámara, como es el plan de muestreo de pesaje o el aumento del margen de error en la estimación de las capturas.

El Gobierno, por su parte, apoya «el objetivo general de esta propuesta», pues cree que es necesario mejorar la disponibilidad, fiabilidad e integridad de los datos sobre capturas, expuso el Ministerio de Pesca en un comunicado.

No obstante, Planas también se muestra favorable a flexibilizar el reglamento, solo que no tanto como Galicia. Según el comunicado, España va a presentar una declaración para que los buques de eslora inferior a 9 metros estén exentos de la obligación comunicar la salida de puerto y las coordenadas de su zona de actividad, ya que se realiza muy cerca de la costa y en períodos inferiores a las 24 horas.

Firmeza para que se respeten los tres pilares de la sostenibilidad

La Comisión Europea ha lanzado su comunicación sobre las posibilidades de pesca del 2022, un documento en el que admite «una mejora general del estado de las poblaciones pesqueras en el Atlántico nororiental en cuanto al rendimiento máximo sostenible (RMS). Para Planas y Quintana, ese logro pone de manifiesto el esfuerzo del sector y, de cara a las futuras negociaciones, y por tanto, van a «defender con firmeza los intereses de la flota española con argumentos sólidos, teniendo siempre presentes los tres pilares de la sostenibilidad».