Cofradías de la ría de Muros-Noia instan soluciones al problema que causa el delfín

Reclaman una reunión a las jefaturas territoriales de las consellerías do Mar y Medio Ambiente


ribeira / la voz

El delfín solitario que desde hace meses vive en la ría de Muros-Noia constituye un peligro para la actividad de los profesionales, del mar, especialmente para quienes extraen sus capturas buceando, como los navalleiros. Los planes de explotación están viéndose alterados ante la imposibilidad de los mariscadores de realizar adecuadamente su labor. Buscando soluciones, las cofradías de Muros, Noia y Porto do Son reclaman una reunión a las jefaturas territoriales de las consellerías do Mar y Medio Ambiente.

Explican que los planes de extracción de la navaja en los tres pósitos implican a 24 embarcaciones y a un total de 50 buceadores, que durante este tiempo han ido informando sobre los acercamientos de este delfín mular, conocido como Confi o Manoliño.

Las entidades, que están en contacto con el Cemma, asistieron, en octubre del 2020, a una charla impartida por el biólogo Alfredo López, quien les indicó el código de conducta a seguir. Sin embargo, afirman que la situación ha ido agravándose y temen que pueda producirse una desgracia.

Por su parte, la Consellería de Medio Ambiente emitió ayer una nota en la que indica que los delfines son animales silvestres e incidió en que no debe haber interacción con ellos. Asimismo, explicó que ha trasladado al Ministerio para la Transición Ecológica información aportada por Cemma sobre la evolución en el comportamiento experimentada por este delfín. Desde la Xunta indican que el ministerio tiene competencias en materia de biodiversidad marina y piden que adopte medidas para minimizar la interacción del animal con las personas.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

Cofradías de la ría de Muros-Noia instan soluciones al problema que causa el delfín