España y Francia presionan a Bruselas para que defienda las ayudas al combustible pesquero

Insta a la Comisión a poner en valor los avances en sostenibilidad


redacción / la voz

La pesca europea, que aún resuella por los esfuerzos que está haciendo en la carrera para alcanzar la sostenibilidad, ha visto de repente un nuevo obstáculo a su competitividad pintado de verde: la posible retirada de las ayudas al combustible pesquero. Porque, en el último intento por parte de los países de la Organización Común de Mercados (OMC) de erradicar cualquier incentivo económico que pueda alentar la sobrepesca o no se alinee con los objetivos de desarrollo sostenible (ODS) se ha metido en ese saco las exenciones fiscales al gasoil e incluso, paradójicamente, algunas subvenciones recogidas en el Fondo Europeo Marítimo y de Pesca (FEMP) concebidas para alcanzar aquellas metas fijadas por la ONU.

Para el ministro español de Pesca, Luis Planas, la negociación ha tomado un cariz «preocupante» después de que, en mayo, la presidencia del grupo de negociación sobre normas de la OMC incluyese en el borrador las ayudas al combustible entre las susceptibles de prohibirse.

España cree que la UE debe presentarse en la reunión ministerial prevista para el próximo mes de julio con una posición coordinada. Sin que se escuchen voces discordantes. Y Francia también. Por eso ambos Gobiernos presentaron una propuesta conjunta en el Consejo de Ministros de Pesca para pedir a la Comisión Europea que informe sobre la posición que va a defender en torno a las ayudas públicas al sector de la pesca. Una petición que apoyaron Irlanda, Malta, Chipre, Croacia y que sobre la marcha recibió el apoyo de Italia, Polonia, Grecia y Bélgica.

En entredicho

Además de cuestionar las exenciones en materia fiscal para el gasoil, otros elementos de la negociación que preocupan tanto a Planas como a su homóloga francesa, Annick Girardin, son las condiciones que se pretenden imponer para utilizar fondos para stocks en recuperación, así como otras ayudas del FEMP orientadas a desarrollar la Economía Azul y los ODS de la Agenda 2030.

Planas fue tajante: «Es muy importante poner en valor lo que significa la política común de pesca (PCP), lo que significa el rendimiento máximo sostenible (RMS), lo que significa que los fondos europeos para la pesca estén sometidos a condiciones muy estrictas para su concesión y que somos ya no pioneros, sino líderes contra la pesca ilegal, no declarada y no reglamentada (IUU)».

La pesca europea sabe de sobra lo que significa todo eso. Son precisamente esas exigencias las que la tienen sin resuello como para que ahora se le abra otro flanco que la ponga en desventaja con respecto a otras flotas.

España y Francia creen que ha llegado el momento de que la Comisión haga valer el papel de sus políticas, especialmente en lo que respecta a los logros obtenidos por la pesquera en el ámbito de la gestión sostenible de los recursos, la última reforma del Fondo Europeo Marítimo y de Pesca o las ambiciosas disposiciones europeas en materia de lucha contra la pesca ilegal y evite «cualquier compromiso desequilibrado» que deje sin aliento a la pesca comunitaria.

El tiempo apremia, pues las negociaciones han entrado en una fase decisiva para llegar a un acuerdo formal a finales de este año.

Persiste el bloqueo con el Reino Unido por las cuotas

Las negociaciones en materia de totales admisibles de capturas (TAC) y cuotas entre la UE y el Reino Unido no avanzan. Persisten las diferencias en cuestiones de flexibilidad entre especies y entre zonas que mantienen bloqueado el diálogo.

Los ministros han pedido a la Comisión que detalle cuáles son sus previsiones si no se alcanza un acuerdo a corto plazo y sugieren que se fijen unilateralmente las cuotas hasta final de año para dar seguridad a los pescadores.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

España y Francia presionan a Bruselas para que defienda las ayudas al combustible pesquero