25 años haciendo barcos a lo grande

Polináutica bate su propio récord con un bateeiro de 22,5 metros de eslora y cien toneladas de peso


Cambados / la voz

Fernando Otero procedía de una familia de bateeiros, José Luis Núñez de una de carpinteros y hace 25 años pensaron que sería buena idea asociarse para construir barcos. Así nació Polináutica, que un cuarto de siglo después se atreve con patrulleras y con las últimas tecnologías. Su primer trabajo fue en 1996 con una embarcación de recreo de 7,9 metros de eslora que se la quitó de las manos la cofradía de Vilanova; su último encargo es el Raúl Mascato Dous, cuya botadura se realizará la semana próxima coincidiendo con una de las mareas vivas del año. No ha sido un barco más. Es el más grande de cuantos han hecho hasta la fecha, con 22,5 metros de eslora y cien toneladas de peso, fabricado en fibra de vidrio y con la maquinaria de procesado del mejillón totalmente eléctrica, frente a los sistemas hidráulicos convencionales.

Este gigante asoma en la desembocadura del Umia (Cambados) -sede del astillero- a la espera de completar los trámites ante Capitanía para, en cuestión de días, darle una nueva vida en el mar. Desde Castrelo navegará a O Grove, donde acompañará al Raúl Mascato Uno, que lleva años trabajando en la industria del mejillón. Como este, todavía quedan muchas embarcaciones de madera dedicadas a la extracción del oro del mar, si bien la tendencia es que la flota nueva se fabrique en fibra y sea de mayor porte. Según las noticias de que dispone Núñez, el bateeiro más grande en activo que opera en la ría mide 24 metros.

Un buque de estas características cuesta entre 600.000 y 700.000 euros, que en el caso del Raúl Mascato Dos fueron financiados con fondos europeos a través de los planes que promueve la Consellería do Mar. En él se invirtió cerca de un año, cuando lo normal sería emplear ocho meses, pero el 2020 fue especial, y la pandemia, con los confinamientos y los problemas de suministro de material que conllevó, también está afectando a los astilleros. ¿Cómo se presenta el 2021?. «Hai moita incertidume e moito medo», no obstante en Polináutica están «ilusionados» y «orgullosos» de camino andando. En cartera tienen varias patrulleras con destino al extranjero y el reto ahora es incorporar a sus barcos, de recreo y de pesca, las últimas tecnologías.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

25 años haciendo barcos a lo grande