La costera de la xarda arrancará con la cuota íntegra al aplazar su multa la UE

Se eleva del 65 al 72 % la cantidad autorizada a pescar hasta marzo


redacción / lA voz

Saber que en lugar del 65 % del total admisible de capturas (TAC) de xarda -como acordaron los ministros de los Veintisiete en diciembre pasado- podrán pescar el 72 % en este primer trimestre ha supuesto un alivio para la flota gallega de bajura, que ya se veía cerrando la pesquería a los dos días de empezar la costera. Y ayuda también que no se descuenten, por ahora, esas 5.544 toneladas que indefectiblemente desaparecían a principios de cada año del haber de la cuenta de España nada más hacer Bruselas el ingreso de la cuota de xarda anual en concepto de multa por sobrepesca.

Ese aplazamiento, que no condonación, «supondrá que en los próximos días se pueda distribuir prácticamente el 100 % de la cuota de caballa que le correspondería a España para todo el 2021 de esta pesquería», apuntó el Ministerio de Agricultura y Pesca en un comunicado al término del Consejo Consultivo de Política Pesquera para Asuntos Comunitarios.

Y es que el grueso de la xarda se captura entre marzo y mayo, como recordaba ayer Basilio Otero, presidente de la Federación Nacional de Cofradías de España, que aplaudió que el Ejecutivo atendiese su petición de solicitar una moratoria en el pago de la multa y poder cargarla así a la cuota cuando esta sea definitiva. «Esas 5.544 toneladas fannos falta agora; de que nos serviría telas máis aló de maio?», expuso Otero. Según el ministerio de Luis Planas, en los próximos días comenzará la distribución de la xarda por barcos y provincias, por más que al haber una clave fija de reparto, cada comunidad sepa ya más o menos lo que le corresponde. En Lugo, donde también manda Basilio Otero, pedían celeridad en los trámites, pues su intención es empezar la costera el 1 de marzo.

Otros «stocks»

La modificación aprobada para la caballa por los ministros de la UE en el Consejo de enero también se ha hecho en el caso de otros stocks, como es el jurel del oeste. Si en un primer momento se acordó autorizar a pescar en el primer trimestre un 65 % del TAC aprobado para el 2020, ahora se elevado ese margen para permitir un 80 %. También se ha ampliado el rango para el alfonsino o virrey, que pasa del 25 % fijado en diciembre al 50 %; y para el rape de la zona 7 de Gran Sol, que se aumenta del 25 al 45 %.

Con todo, esa provisionalidad continúa inquietando a la flota. Sobre todo porque entienden que la falta de una decisión definitiva podría frenar los intercambios de cuota entre países, un flujo que la pesca española necesita de forma imperiosa para corregir los desequilibrios que las cuotas traen de fábrica de Bruselas por causa de la estabilidad relativa.

Esa urgencia es común a la flota y al Gobierno. España ya ha metido prisa a Europa: «El mandato del Consejo de la UE es claro al respecto y España insta a que, cuanto antes, se cierren las negociaciones con el Reino Unido para fijar los TAC definitivos para el 2021», que deben incluir también el 2022 «en el caso de las especies de aguas profundas», como el besugo o el alfonsino. «Deben concluir cuanto antes para garantizar el normal desarrollo de la actividad pesquera de la flota comunitaria y de la española tanto en aguas comunitarias como en las de jurisdicción británica», sentenció Luis Planas.

La Xunta pide a Pesca que lleve un control especial para evitar incurrir en sobrepesca

Con tanto porcentaje provisional es posible que se complique la gestión. Por eso desde Galicia, la conselleira de Mar, Rosa Quintana, pidió ayer al Gobierno central «un especial seguimiento y contabilización», un recuento lo más inmediato posible para, por un lado, «impulsar un maior rendemento das cotas asignadas ao primeiro trimestre» y, por otro, «evitar a sobrepesca e o risco de sancións».

En cuanto a los cupos definitivos para el 2021 que se están negociando con el Reino Unido, Quintana expuso a Planas la conveniencia de bombardear con informes socioeconómicos para contrarrestar los biológicos, que llevan ventaja en la negociación. Por lo pronto, con esa intención de armarse de argumentos para trasladarlos el Gobierno central, Galicia elaborará «un documento de análise do impacto dos previsibles axustes de cota nas principais especies de captura da frota que faena en augas do Gran Sol».

Desde la Xunta insisten en la petición del sector de aumentar ese 10 % de cuota sobrante que se puede pasar de un año a otro porque la pandemia limitó las posibilidades de pesca, y recalcan la necesidad de que se elimine el TAC de especies como el besugo o el alfonsino, sobre las que no hay pesca dirigida.

Asimismo, Quintana cree que hay margen de elevar los cupos o evitar los recortes propuestos en especies como la merluza del norte, el rape o el rapante.

Newsletter Somosmar

Recibe todas las semanas la información más relevante del sector primario

Votación
0 votos
Comentarios

La costera de la xarda arrancará con la cuota íntegra al aplazar su multa la UE