Los cambios en la comercialización, lo bueno que el covid ha traído a la pesca

El Foro de La Voz de Galicia reunió en Ribeira a expertos del sector del mar


ribeira / la voz

La pandemia del coronavirus ha puesto patas arriba la economía de los sectores productivos. Uno de los colectivos más afectados y perjudicados ha sido el de la pesca. Cientos de marineros y mariscadores tuvieron que salir a faenar sin disponer de ningún tipo de protección y con el desánimo de ver que en los primeros momentos del confinamiento el precio de su producto caía vertiginosamente. Aún así, la flota gallega se mantuvo a flote. Después de nueve meses de sobresaltos, La Voz de Galicia organizó un foro de debate en la lonja de Ribeira para tomar el pulso al sector pesquero de Galicia, titulado Debilidades y fortalezas ante la covid-19. Oportunidades de mejora en la comercialización de productos del mar.

El debate, moderado por la periodista Ana Gerpe, contó con la participación de la conselleira de Mar, Rosa Quintana; el gerente adjunto de la Cooperativa de Armadores de Vigo (Arvi), Edelmiro Ulloa; el presidente de la Federación Galega de Confrarías, José Antonio Pérez; el gerente de la lonja de Ribeira, Fernando Carreira; la responsable del sector de productos del mar de la asociación del gran consumo AECOC, Ángels Segura; y la subdirectora de Mercados da Pesca de la Consellería do Mar, Marta Villaverde. Ulloa y Segura participaron en el debate de forma telemática.

Los asistentes abordaron, en primer lugar, el inicio de la crisis del covid-19 en la pesca. Marta Villaverde reconoció que el entorno pesquero es «hostil, con dificultades para modernizarlo con las nuevas tecnologías, pero será importante poner énfasis en su digitalización».

La conselleira Rosa Quintana destacó que en el confinamiento «notamos una fuerte caída de la demanda, acompañada del descenso de los precios». La pandemia ha servido «para abrir nuevos canales de comercialización, pero ahora hay que potenciarlos y para ello tenemos que trabajar todos juntos, tanto el sector como la Administración».

El gerente de la lonja ribeirense, Fernando Carreira, resaltó las dificultades de los primeros momentos del estado de alarma por lo complicado que era comercializar el producto, pero «saímos adiante». Destacó que la venta ambulante aumentó de forma considerable, así como los pedidos online. Recordó la importancia de hacer campañas de promoción para aumentar las ventas.

Por su parte, Edelmiro Ulloa resaltó el gran trabajo que llevó a cabo el sector para adaptar los barcos con el fin de evitar contagios y las restricciones en las lonjas con la finalidad de poner en el mercado sus capturas.

Angels Segura felicitó a toda la cadena de suministro, pues «España fue el mejor país de Europa en este aspecto, pero también fue importante la gran colaboración de la distribución». Recordó que el modelo de comercialización ha cambiado con la pandemia y «hay que mantenerlo en el futuro». Destacó los pedidos a través de las redes sociales e incluso el WhatsApp, que han ayudado mucho a que los productos frescos llegasen a los hogares.

Oportunidad para nuevos mercados e iniciativas que promuevan otras alternativa 

Los asistentes al foro reconocieron que el consumo de pescados y mariscos ha descendido en los últimos tiempos y es necesario buscar sistemas con los que el público vuelva a apostar por los productos del mar. En este sentido, José Antonio Pérez recordó que cada vez se sale menos de casa para comprar pescado. La venta por Internet ha experimentado un importante incremento, por lo que todos apostaron por mantenerla e impulsarla.

Ángels Segura destacó que los empresarios buscan sistemas imaginativos diferentes para vender sus productos y ahora «estamos acercando más la lonja al consumidor». Puso como ejemplo una iniciativa en pescaderías catalanas, que tienen un horno para preparar sus productos y el cliente puede salir ya con la mercancía lista para comer.

Las campañas de promoción de los productos del mar es otra cuestión que han puesto encima de la mesa. En este sentido, Marta Villaverde resaltó que desde la consellería intentan acercarse a los jóvenes a través de las redes sociales para que consuman los productos del mar y también «educar a los niños para que sean futuros consumidores de pescado».

Fernando Carreira habló de la caída del precio de la mayoría de las especies, pero hay empresas que están preparándose para elaborar más el pescado y que llegue a los hogares preparado para su consumo. También se refirió a la importancia de contar en las lonjas con depuradoras para que el marisco pueda salir listo para consumir.

Rosa Quintana se refirió a los problemas de campañas negativas como el anisakis, que cada vez que sale a la luz desciende de forma considerable el consumo de merluza o del pez espada. «Hay que hacer campañas en sentido positivo, pues no se consume lo que no se conoce».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Los cambios en la comercialización, lo bueno que el covid ha traído a la pesca