Patrocinado por

Los propietarios de Armadores Vidal acumulan embargos de otros negocios

Javier Romero Doniz
JAVIER ROMERO RIBEIRA / LA VOZ

SOMOS MAR

Gary Stokes Photography

Dos concellos y una entidad comunal les exigen pagos por el canon de un parque eólico

15 mar 2016 . Actualizado a las 17:08 h.

A medida que la Guardia Civil fue durante la semana pasada estrechando el cerco sobre los propietarios de la empresa de Ribeira Armadores Vidal (están acusados de delitos contra el medio ambiente por pesca ilegal, falsedad documental, blanqueo de capitales y organización criminal), ha trascendido que algunas de sus numerosas inversiones, ajenas al sector de la pesca, no irían tan bien como se podía pensar. Una de esas pruebas se encuentra en la misma comarca del clan de los Vidal, Barbanza. Y concretamente en un parque eólico que ocupa suelo de los ayuntamientos de Porto do Son y A Pobra. El recinto, aunque sigue en funcionamiento, fue embargado por una entidad bancaria después de que la compañía incumpliese las condiciones de la hipoteca que pesa sobre la instalación.

La empresa de encargada de hacer la inversión fue Proyectos y Desarrollos Renovables SL. Los terrenos sobre los que se levantaron los molinos fueron cedidos por la comunidad de montes de Xuño (parroquia de O Son), que, según explicaron ayer, tuvieron que presentar una demanda por el impago del canon que les corresponde. El Juzgado número 1 de Ribeira dictó sentencia a favor de los comuneros, y obligó a los Vidal a abonar 10.500 euros correspondientes al año 2013.

El problema es que los pagos a los comuneros del 2015 y del 2016 siguen sin materializarse, motivo por el que han presentado una nueva demanda, que está en fase de instrucción, en la que reclaman más de 50.000 euros. Las mismas fuentes añaden: «Pode que para os donos do parque eólico non sexan moitos cartos, pero para nós, que somos unha comunidade de montes pequena, si que é unha cantidade moi importante». Los mismos comuneros confirmaron ayer tener constancia de que el citado parque eólico está embargado.