Las comunidades del norte exigen al Gobierno liderar la estrategia para la conservación del lobo

Galicia, Asturias, Cantabria y Castilla y León, de partidos diferentes, reclaman una marcha atrás y suman nuevas adhesiones; la ministra Ribera apuesta por trabajar de forma conjunta para garantizar la coexistencia

Un lobo ibérico
Un lobo ibérico

Redacción / La Voz

Son las comunidades del norte las que cuentan con una mayor información sobre el lobo, y por eso están más capacitadas para liderar el plan de conservación de esta especie. Esta fue la principal idea que la conselleira de Medio Ambiente, Ángeles Vázquez, y sus homólogos de Asturias, Cantabria y Castilla y León (con colores políticos diferentes) le transmitieron a la ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribero, en el encuentro celebrado para debatir la inclusión de este cánido en el Listado de Especies Silvestres en Régimen de Protección Especial (Lespre). Esta, por su parte, pidió la colaboración de estas regiones para trabajar en acciones de protección a los ganaderos. «Los ganaderos no pueden sostener a sus espaldas los costes de un patrimonio natural común, por lo que es necesario dotar al sector de recursos suficientes y de un marco de seguridad jurídica», aseguró la ministra. Por eso pidió a los consejeros de Medio Ambiente que identifiquen los problemas que genera elevar la protección del lobo para contribuir a buscar soluciones. Con este mismo objetivo, añadió la ministra, se trabajará con organizaciones agrarias, ONG, instituciones académicas y organizaciones de desarrollo rural.

El ministerio considera que la homogeneización del estatus legal del lobo en toda España puede contribuir a superar muchos problemas que actualmente afectan a la conservación y gestión de esta especie. Ribera también aseguró que su ministerio está trabajando de la mano con el de Agricultura para reforzar el apoyo a la ganadería extensiva.

Las comunidades del norte, por su parte, se ofrecieron para liderar la estrategia nacional de conservación de la especie. Tras escuchar la postura de la ministra, le trasladaron también la preocupación del sector ante los efectos que puede provocar la inclusión del lobo la máxima protección y le exigieron que reconsidere su postura y se tenga en cuenta el criterio técnico de las comunidades autónomas en las que habita esta especie, porque son las que cuentan con mayor experiencia y con datos científicos de importante valor.

Galicia, Asturias, Cantabria y Castilla y León también le recordaron a Ribera que esta misma semana constituyeron un comité técnico para coordinar las medidas de gestión del lobo previstas en cada uno de los planes de gestión de esta especie. E insistieron en que el rechazo a la propuesta del ministerio cuenta con un amplio respaldo social, al que recientemente se sumaron otros territorios como Madrid y el País Vasco. Por otro lado, reclamaron que si el Estado no se retracta de su plan, la inclusión del lobo en el Lespre deberá venir acompañada de «axudas económicas do Ministerio á gandería para compensar as perdas producidas polos ataques».

Sobre la protección del lobo habló ayer también Unións Agrarias, quien considera que el plan de protección diseñado por el ministerio está pensando para las comunidades del sur. Apostó por una gestión integral de la especie, que asegure su convivencia con la ganadería extensiva.

Newsletter Somosagro

Recibe todas las semanas la información más relevante del sector primario

Votación
2 votos
Comentarios

Las comunidades del norte exigen al Gobierno liderar la estrategia para la conservación del lobo