Patrocinado porPatrocinado por

La enfermedad hemorrágica regresa a Galicia con un positivo en Verín

Maruxa Alfonso Laya
M. Alfonso REDACCIÓN / LA VOZ

GANADERÍA

CEDIDA

Es el segundo foco que se registra en España desde que comenzó el período de actividad del insecto que transmite esta enfermedad

20 jun 2024 . Actualizado a las 19:27 h.

Galicia ha sido la segunda comunidad autónoma española en detectar un positivo por Enfermedad Hemorrágica Epizoótica (EHE), un virus que afecta al ganado vacuno y que durante la última campaña tuvo una especial incidencia entre las explotaciones de la comunidad. El animal infectado estaba en una granja de Riós, en la comarca de Verín. Desde que comenzó el período de actividad del insecto que transmite esta enfermedad, en España ya se han detectado dos focos: el gallego y otro en la provincia de Guadalajara. El Ministerio de Agricultura recomienda a las explotaciones adoptar medidas de desinsectación en animales e instalaciones, pues es la única forma de prevenir el contagio.

El último brote de la EHE en Galicia se llevó por delante a más de 400 vacas, que fallecieron a causa de la enfermedad. El virus fue detectado en 29 comarcas veterinarias diferentes y causó serias pérdidas a numerosas explotaciones, lo que llevó a la Consellería do Medio Rural a habilitar una línea de ayudas para indemnizar a aquellos ganaderos que habían perdido animales a causa del mismo. Hasta el momento, se han tramitado 366 expedientes, con un valor total de 180.000 euros. Pero el plazo para solicitar estas subvenciones sigue abierto hasta el 29 de noviembre.

LA EHE ha llegado a Galicia, en esta ocasión, mucho antes que el pasado año. Hay que recordar que esta enfermedad la transmite un insecto, que solo está activo cuando se elevan las temperaturas, es decir, entre los meses de abril a diciembre. En toda España, el pasado año, fue el 22 de junio cuando se detectó el primer positivo por esta enfermedad. Pero a la comunidad gallega no llegó hasta mediados del mes de septiembre. Este primer positivo cuando todavía no han llegado a la comunidad las altas temperaturas hace temer que la incidencia de la enfermedad pueda ser mucho mayor. Aunque diversos expertos en la materia han asegurado que, tras el virulento brote del pasado año, el ganado podría haber adquirido cierta inmunidad, por lo que los síntomas podrían este año no ser tan graves. 

El positivo en la explotación de Riós fue confirmado por el laboratorio nacional de referencia para esta enfermedad, el de Algete, el pasado 12 de junio. El animal infectado pertenecía a una explotación donde hay otras 67 vacas. La comarca de Verín ya había resultado afectada por esta enfermedad en la pasada campaña, al igual que otras muchas de España. De hecho, actualmente, solo Canarias y Baleares tienen la consideración de libre de EHE. Con el fin de recabar toda la información sobre la situación epidemiológica, el Ministerio confirma en el laboratorio de Algete y notifica el primer caso que se detecta en cada comarca, siendo los servicios veterinarios oficiales los encargados de realizar un seguimiento del resto de comunicaciones de sospechas clínicas. 

Por otro lado, Agricultura recuerda que la EHE no afecta al ser humano pero que, como es una enfermedad de declaración obligatoria, cualquier sospechas clínica debe ser notificada a los servicios veterinarios. El ministerio también recomienda adoptar medidas de desinsectación de los animales e instalaciones, pues es la única forma de acabar con el mosquito que transmite el virus. También se aconseja el tratamiento sintomático de los animales enfermos tan pronto como aparezcan los primeros síntomas. 

En la Consellería do Medio Rural van más allá y aconsejan atacar las zonas de cría del mosquito transmisor, fundamentalmente, zonas con materia orgánica húmeda o lama. También, utilizar los insectantes o repelentes incluso en los medios de transporte. Porque, explica la consellería, por ahora no hay tratamientos curativos específicos para la enfermedad ni una vacuna. Dos cuestiones que la Xunta ha reclamado en varias reuniones al Ministerio de Agricultura.