La hamburguesa vegana y los filetes de pescado podrán continuar llamándose igual

El Parlamento Europeo rechaza las enmiendas que pedían que no pudieran calificarse como hamburguesas, filetes, embutidos, escalopes o filetes rusos aquellos productos que no estuvieran elaborados con carne

Imagen de la campaña que inundó el metro de Bruselas
Imagen de la campaña que inundó el metro de Bruselas

redacción

Gritaron. Y mucho. Hasta empapelaron el metro de Bruselas con una campaña publicitaria para defender el trabajo de las explotaciones. Pero al final las demandas de las organizaciones ganaderas y agrarias no tuvieron el eco suficiente como para que el Parlamento Europeo diera luz verde a dos enmiendas, la 165 y la 171, al reglamento de organización común de los mercados agrarios en las que se pedía que no pudieran utilizarse términos como hamburguesa, filete, embutido, escalope o filete rusos para calificar alimentos elaborados con productos que no fueran carne. Las enmiendas respondían a una campaña liderada por el Comité de organizaciones agrarias y cooperativas comunitarias (Copa-Cogeca) en la que incidían en que los productos vegetales o elaborados a partir de pescado que estaban etiquetados bajo el nombre de hamburguesas no eran un bisté. De hecho, la enmienda 171 aludía a que esas denominaciones propias de cortes de carne debían estar protegidas frente «a cualquier otra indicación o práctica comercial que pueda llamar a engaño al consumidor en cuanto a la verdadera naturaleza o composición del producto». 

Días antes de votarse las enmiendas colectivos como Anfaco-Cefopesca manifestaron su postura en una carta en la que comentaban que una eventual prohibición del término filete «es inasumible para la industria elaboradora de pescado, pues conlleva la desaparición de una categoría comercial que, a efectos del consumidor circunspecto, es correctamente informada con arreglo a los principios básicos de la legislación alimentaria».

Pero al final parece que la voz de sectores como el del mar pesó más que la de los ganaderos en el hemiciclo europeo. Eso que estos no se oponían al desarrollo de esos nuevos productos vegetales, únicamente querían no llevar a engaños al consumidor y defender el trabajo de los que cuidan y trabajan en la cría de animales. 

El resultado de esos tiras y aflojas es que parece que, después de que el Parlamento Europeo haya rechazado las enmiendas, los restaurantes podrán continuar poniendo en sus cartas eso de Hamburguesa vegana. Y las pescaderías o empresas de transformación podrán continuar usando la palabra filete de pescado para el lomo de las merluzas. 

No es la primera batalla que dan los ganaderos en Bruselas en relación con los productos alternativos a la carne o los lácteos. En el 2017 ganaron la batalla cuando el Tribunal de Justicia de la Unión Europea les dio la razón prohibiendo que se usaran términos como «leche», «nata», «mantequilla», «queso» o «yogur» en productos elaborados a base de soja, avena, almendras u otros vegetales.

Ganaderos en pie de guerra por las denominaciones de la carne artificial

X. R. Alvite

El Parlamento Europeo debate dos enmiendas que impedirían llamar hamburguesa a sus alternativas vegetales

Arroz, guisante, manzana, frijol, granada, coco, remolacha y zumo de limón. Podrían ser los ingredientes de una ensalada pero, en realidad, son algunos de los muchos componentes con los que se elabora la hamburguesa más vendida actualmente en el mundo. Mejor dicho, algo que se parece a una hamburguesa porque los productores cárnicos insisten en que las llamadas carnes vegetales no pueden tener denominaciones similares a las del producto original. Permitirlo, en su opinión, puede crear confusión e incluso indefensión entre los consumidores.

Esa es, al menos, la postura que defiende el Comité de organizaciones agrarias y cooperativas comunitarias (Copa-Cogeca), una entidad que aglutina a cerca de un centenar de asociaciones profesionales agrarias del continente, entre ellas las españolas Asaja, Coag, Cooperativas Agroalimentarias o UPA, a través de la campaña Esto no es un bistec. Una iniciativa en la que pretenden llamar la atención sobre los perjuicios de equiparar estos nuevos productos con los ya existentes y en la que pide un mayor compromiso comunitario para regular este asunto.

Seguir leyendo

Newsletter Somosagro

Recibe todas las semanas la información más relevante del sector primario

Votación
6 votos
Comentarios

La hamburguesa vegana y los filetes de pescado podrán continuar llamándose igual