No hay fiestas, no hay chuletones

Ganaderos de carne afirman que este año se venden menos terneros

Carlos Sinde, con vacas en su explotación, en la parroquia de Loentia (Castro de Rei)
Carlos Sinde, con vacas en su explotación, en la parroquia de Loentia (Castro de Rei)

VILALBA / LA VOZ

No hay fiestas, no hay chuletones. El descenso del número y de la intensidad de las celebraciones se nota en la venta de terneros de carne, que además están a un precio algo más bajo que el año pasado por estas fechas. El verano suele ser un momento de demanda, porque coincide la celebración de festejos y de reuniones familiares con la presencia de turistas. La época estival de este 2020 no se caracteriza por esas celebraciones, y las explotaciones de ganado vacuno de carne lo notan.

Carlos Sinde, ganadero de Loentia (Castro de Rei), explica que la semana pasada vendió dos terneros y que se le pagaron a 4,70 euros el kilo/canal. El año pasado por estas fechas, recuerda, el precio era de 30 céntimos más. Vende directamente a mataderos, prevé un nuevo envío dentro de una dos semanas y no cree que vaya a haber cambios. La explicación el precio está para él en la disminución de la demanda. «É verdade que hai menos consumo», decía ayer.

La reducción del consumo y la disminución de precio tienen sus consecuencias. «Pouco máis facemos que cubrir gastos», decía, subrayando del contraste entre el movimiento de este año y el de otros. «Comparado co de antes, nada», explicaba. «Non hai festas, non hai nada», decía a modo de resumen.

Javier Prieto, ganadero de Labrada (Abadín), no vende reses desde hace meses. Las últimas se pagaron a 4,50 euros kilo/canal. Si el precio es algo bajo, la reducción del consumo derivada de la pandemia, dice, tiene mucho que ver. «Quen che marca o prezo é a lei da oferta e da demanda. Non hai outra historia», afirmaba ayer.

También espera vender algún ternero próximamente, y también recuerda que otros años, por estas fechas, el precio estaba algo más alto. Prieto establece una relación muy clara entre la animación del verano en particular y el precio que cobra un ganadero como él. «Se non hai movemento de xente, a carne págase menos», opinaba ayer. En este 2020 se echan de menos un turismo y unas fiestas como otros años. «Iso non existe, nin se sabe cando volverá existir», aseguraba.

Por otro lado, este ganadero recalcaba que el menor precio no suponía menos esfuerzo diario. «Págase menos, pero o traballo que tes é o mesmo», comentaba ayer. José Manuel Fraga, ganadero del municipio de Xermade, vendió hace semanas dos terneros, que cobró a 4,20 euros en kilo/canal. Este productor asegura, por su experiencia personal y por los comentarios de otros ganaderos, que el precio menor de este año no afecta solo a los terneros sino también a las reses adultas. Según sus cálculos, se están pagando unos 60 céntimos menos por kilo/canal que el año pasado.

Como los otros criadores, Fraga sostiene que la actividad de este verano es menor y que tanto el turismo como las celebraciones sociales están muy lejos de lo que resultaría habitual en un mes de agosto. En cambio, cree que la venta de carne de vacuno en tiendas y en supermercados no se ha resentido tanto.

La situación de los ganaderos, agregó, no solo es peor que hace un año, sino que le permite establecer una comparación de largo alcance: asegura que ahora, con 55 años de edad, cobra por los terneros prácticamente lo mismo que cuando empezó con la actividad ganadera, hace 36 años.

El SLG solicita ayudas directas con urgencia

El Sindicato Labrego Galego (SLG) solicita que se activen «de maneira urxente e a curto prazo» ayudas directas para el sector. La fórmula más adecuada le parece autorizar un pago adicional por becerro sacrificado vinculado a la vaca nodriza o un pago directo por vaca nodriza o por granja. Aunque admite que con el covid-19 ha disminuido la demanda de carne, critica que las industrias y la distribución estén imponiendo una bajada general de precios.

Newsletter Somosagro

Recibe todas las semanas la información más relevante del sector primario

Votación
4 votos
Comentarios

No hay fiestas, no hay chuletones