Muras / La Voz

Muras se convirtió este fin de semana en la capital gallega de la miel. Su Feira do Mel reunió a un buen puñado de productores y visitantes interesados en conocer más a fondo el producto y también en saborearlo. «Hai tantos meles coma flores», explica Isabel, una de las responsables de la Casa do Mel, asociación de As Pontes que este fin de semana ha participado en el encuentro, un evento que se está consolidando como cita ineludible para los amantes de un producto tan versátil como sabroso. Porque bajo la carpa que el Concello habilitó para la feria se podía encontrar desde la deliciosa y especial miel producida en el lugar, hasta caramelos, chocolates, piruletas o incluso sidra asturiana elaborados con miel.

En el concello de Muras hay entre una veintena y una treintena de apicultores que producen un miel único en Galicia. «É un mel excepcional porque xurde dunha floración moi tardía do brezo», explica José Pernas, uno de los vendedores que participaron en la feria. El brezo de las tierras de Muras florece en agosto y eso hace que la miel sea más oscura, pero al mismo tiempo tiene la suavidad que le aporta que las abejas se nutran de zarzas. El resultado es un producto con un tono más oscuro y muy sabroso al paladar que cada vez tiene más adeptos. «Dende que coñecín a feira veño todos os anos dende Santiago para mercar o mel», comenta uno de los visitantes.

Durante la jornada del sábado tuvo lugar la parte más técnica de la Feira y este domingo el protagonista era el gran público, que además de poder adquirir miel de Muras en los distintos puestos, pudo degustar los platos elaborados en directo por los cocineros (desde empanada de setas a crema de calabaza, y todo con un toque de miel), disfrutar con la música popular, participar en los talleres o degustar sidra asturiana escanciada in situ cortesía del ayuntamiento de Nava, invitado a la feria y que presumió además de su cerveza con miel, una innovación.

Aunque la miel de Muras, especialmente la de brezo, era la gran protagonista, en los puestos también podían adquirirse mieles de eucalipto o multiflorales. La de Muras, la más demandada, se vendía a 8,5 euros el kilo o a 5 lo 500 gramos. «Podería dicirse que Muras é a capital do mel pola calidade que ten, xa que é de brezo e producida nos nosos montes», detalla Manuel Requeijo, alcalde del municipio. Él se siente especialmente orgulloso de que en los últimos años, de la mano de la feria, los propios productores hayan tomado conciencia de la calidad de su miel. «Penso que agora se aprecia máis e a xente está realmente orgullosa do que temos», celebra el regidor.

La miel de Muras se ha convertido en un producto con identidad propia y reconocimiento, y la Feira do Mel es prueba de ello.

Newsletter Somosagro

Recibe todas las semanas la información más relevante del sector primario

Votación
2 votos
Comentarios

Muras presume de la mejor miel de Galicia