Patrocinado por

Una campaña para restaurar los terrenos que ardieron en la Ribeira Sacra

Maruxa Alfonso Laya
M. Alfonso REDACCIÓN / LA VOZ

FORESTAL

ADRIÁN BAÚLDE

Arume hace un llamamiento a las empresas para que contribuyan a recuperar montes destrozados por las llamas

28 dic 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

Una de las ventajas del programa de la Fundación Arume es que permite que las emisiones se compensen recuperando montes gallegos. «Eso es lo que le estamos ofreciendo a las empresa y marcas gallegas», asegura Carballo. La entidad ha puesto ahora en marcha una campaña en la que ofrece a estas compañías la posibilidad de invertir en la recuperación de los terrenos que ardieron en la Ribeira Sacra durante el pasado verano. «Este año, los peores incendios de Galicia fueron en el área de Quiroga, ahí ardieron 2.000 hectáreas de monte arbolado que ahora queremos recuperar con este programa», insiste.

«Realmente hai interese entre as empresas por este programa», afirma Rodríguez. Algunas, optan por hacer ya grandes inversiones, mientras que otras van más poco a poco, probando la experiencia con proyectos más pequeños. «Algunas empresas lo hacen solo para algunas marcas, como CLUN que ha compensado las emisiones de Únicla, su marca prémium», añade Carballo. El proceso comienza por «auditar las emisiones, para saber cuánto emite una empresa, y tener ese dato certificado», cuenta. Posteriormente, Arume ya puede poner en marcha el proceso de restauración, como el que se quiere llevar a cabo en la Ribeira Sacra. «Estamos pidiendo a las empresas más emblemáticas de Galicia que hagan un esfuerzo para ayudar a restaurar esas 2.000 hectáreas que han ardido en una zona tan emblemática como es la Ribeira Sacra, que acaba de recibir el título de Reserva de la Biosfera», asegura el presidente de la fundación. De esta forma, las empresas no solo podrán colgarse la etiqueta de que compensan sus emisiones, sino también presumir de estar contribuyendo a restaurar un monte arrasado por el fuego.