El Concello de Lugo regula la saca y la corta de madera, con multas de hasta 3.000 euros

El texto establece la prohibición de comenzar trabajos sin permiso


lugo / lA voz

El Concello de Lugo acaba de aprobar una ordenanza que regula la actividad de corta, saca, depósito y transporte de madera, con sanciones que en algunos casos pueden llegar a los 3.000 euros. El texto, que se someterá a exposición pública tras haberse debatido en la junta de gobierno, incluye el deber de presentar por escrito, al menos 15 días antes del inicio de los trabajos, una solicitud de autorización. El dueño, la referencia catastral de los terrenos afectados, los lugares elegidos para depositar la madera antes de ser trasladada o los caminos por los que circularán los vehículos son algunos detalles que deberán citarse en la solicitud.

Las empresas madereras estarán obligadas a retirar o eliminar los restos forestales procedentes de los trabajos de carga y de almacenamiento, de manera que las vías públicas queden en el mismo estado que antes de esas tareas. También deberán tratar los restos forestales, procurando, por ejemplo, que se aprovechen para leña o para biomasa. Con la ordenanza se establece la prohibición de iniciar los trabajos sin permiso.

La ordenanza recoge la posible aplicación de sanciones por cuestiones como, por ejemplo, iniciar los trabajos sin permiso, no efectuar el depósito de garantía o no dejar las pistas en buen estado. Las faltas leves incluirán multas de hasta 300 euros; las graves, de hasta 1.000, y las muy graves, de hasta 3.000.

En cuanto a la fianza, se pagarán 0,50 euros por tonelada de madera extraída, 500 euros por kilómetro cuando se usen pistas de tierra o de zahorra y 1.000 euros por kilómetro cuando se empleen vías de hormigón, de asfalto o de aglomerado.

Newsletter Somosagro

Recibe todas las semanas la información más relevante del sector primario

Votación
2 votos
Comentarios

El Concello de Lugo regula la saca y la corta de madera, con multas de hasta 3.000 euros