Lourizán trabaja para adaptar al pinar atlántico el método de pica de corteza para extraer resina

El centro de investigación pontevedrés estudia también el uso de nuevas líneas de extracción para obtener producto de más pureza

Lograr un modelo selvícola que combine la extracción de resina con la producción de madera de calidad. Ese es el objetivo de una de las dos líneas de investigación abiertas por el Centro de Investigación Forestal de Lourizán para apoyar a un sector que está despertando de nuevo en Galicia. Para lograrlo están trabajando, por un lado, en la adaptación del método de pica de corteza para la extracción de este producto natural a las características de los pinares atlánticos.

Entre otras cosas, esta adaptación trata, como explicó el director del centro, Enrique Martínez Chamorro, es de «realizar unos períodos de resinación más cortos para no depreciar el valor de la madera, hacer una o varias cara más anchas y buscar una pasta más adaptada a climatología de Galicia, con menos ácido sulfúrico que la tradicional». Porque de lo que se trata es de que la explotación de este producto se convierta en una alternativa más a la hora de sacar valor al monte, aunque Martínez Chamorro cree que «todavía hay que esperar para conocer rentabilidad económica».

Método de extracción Borehole
Método de extracción Borehole

Pero además de la adaptación del método tradicional de extracción, en Lourizán trabajan en el perfeccionamiento de otro modelo disruptivo, completamente innovador, que se aplica para extraer este material en algunas especies en Estados Unidos y en Brasil. «Es lo que se conoce _apunta el director de Lourizán_ como método Borehole o taladro basal. Lo que se hace es sacar el producto a través de taladros basales realizados en los árboles. En ellos se aplica un estimulante, e incluso ecoestimulante  a base de ácidos orgánicos». Aunque la cantidad obtenida es menor, el producto es de mayor calidad. Además, al usar ácidos orgánicos se trata de un producto totalmente natural. «La resina tiene mucha más pureza porque no pierde volátiles al no estar en contacto con el aire. Además, con el uso de ecoestimulantes puede ser inmediatamente destinadas para realizar compuestos para el uso humano o animal». Lo que tendría que lograrse ahora es poder canalizar ese producto de gran calidad a farmacéuticas para la elaboración de cremas, por ejemplo.

Aunque no cabe duda de que todavía queda mucho camino por recorrer, la producción de estas resinas naturales puede suponer una renta alternativa para muchos propietarios privados y montes vecinales que tengan pino del país. La idea, como explica Martínez, es que la extracción de estas resinas, en algunas circunstancias, supongan una segunda producción que junto a la de la madera añada una renta al precio que se paga por metro cúbico de ésta. Con todo, recuerda que no puede hacerse en toda Galicia porque es necesario que los árboles tengan unas ciertas condiciones, como por ejemplo un determinado diámetro.

Por otra parte, el Centro de Investigación Forestal de Lourizán acaba de sumarse al proyecto europeo SustForest Plus Estrategia y redes de colaboración para la multifuncionalidade, conservación y el empleo en el territorio del sur de Europa a través de la extracción de la resina. Esta adhesión se produce, explicaron desde el centro de Lourizán, por los avances logrados por el equipo de resinas en materia como el desarrollo de un estimulante de base salicílica que permite reducir de manera destacada la proporción de ácido sulfúrico en la pasta que se utiliza en estos procesos y que se aplica en las picas (cortes que se realizan en los árboles para extraer la resina).

El sistema de resinación mediante el método de pica de corteza consiste en aplicar la pasta estimulante a base de ácido sulfúrico inmediatamente después de realizar la pica al árbol. Esta pasta disuelve gradualmente la celulosa que tapona los canales resiníferos haciendo que la resina comience a fluir. El CIF de Lourizán con la nueva pasta ASACIF consiguió ir disminuyendo la cantidad de ácido sulfúrico sustituyéndolo por ácido acetilsalicílico.

Resina gallega para perfumes, cremas y preservativos

María Cedrón
;
Así trabajan los resineros en Lemos Tienen estos pinos del monte do Ferroedo en alquiler y pagan el 10% a sus propietarios

Esta industria despega en Galicia, donde este año prevén recoger 130.000 kilos de un producto natural alternativo al petróleo para múltiples usos

Es jueves. Jueves de primavera. Xián Santos, Lucas Iglesias y Francisco Domínguez están a punto de subir al monte de Ferroedo, en la parroquia de Santa María de Tuiriz, para recoger resina, la savia con la que los árboles ayudan a cicatrizar sus heridas. Porque Xián, Lucas y Francisco son resineros, un sector que comienza a despertar en Galicia después de la crisis sufrida en España y Portugal durante los años 80 por las explotaciones dedicadas a esta labor.

La razón del declive fue la pérdida de cuota de mercado provocada por los elevados costes de producción, la disminución de mano de obra y, sobre todo, la competencia de China, que entonces entró en el mercado con unos precios mucho más competitivos que los europeos.

Seguir leyendo

Votación
1 votos
Tags
Comentarios

Lourizán trabaja para adaptar al pinar atlántico el método de pica de corteza para extraer resina