El grupo de trabajo de la PAC prepara la defensa de los intereses del sector en Bruselas

La Xunta apuesta por una política que contemple el pequeño tamaño y las peculariedades de las explotaciones que predominan en Galicia. Defiende bajar a 60.000 el tope de ayuda directa por explotación.


Redacción

El futuro de las ayudas destinadas a los ganaderos, agricultores y silvicultores gallegos para los próximo seis años están en juego. El grupo de trabajo de la Política Agraria Común se ha reunido por primera vez este jueves en Boqueixón para defender los intereses del sector agrario. El conselleiro de Medio Rural, José González, participó en el encuentro, así como distintos departamos de la Xunta, representantes del sector agrario y de la Universidade. 

Según el conselleiro de Medio Rural, José González, Galicia se encuentra en un momento decisivio para la negociación futura de la PAC. Además, destacó que la comunidad va por delante y que la Xunta se está aprovisionando de argumentos técnicos y políticos sólidos para poder defender los intereses de Galicia en las negociaciones de Europa. El resultado de este trabajo se recogerá en el Plan Estratéxico de Galicia para la PAC 2021-2027. 

Esta reunión se celebra después de conseguir «unha postura conxunta co sector galego» y con las demás autonomías de la cornisa cantábrica. El conselleiro adelantó que se convocará al consejo agrario, al consejo forestal y al comité de seguimiento del Plan de Desenvolvemento Rural para que puedan, también, hacer sus aportaciones. 

José González insiste en la lealtad al Ministerio pero pone por delante la defensa de las características propias de la agricultura, ganadería y silvicultura de Galicia. En esta línea, la Xunta apuesta por encontrar un equilibrio entre una PAC común a nivel de la Unión Europea y el reconocimiento de las peculariedades de cada territorio. También avoga por una PAC con una orientación ganadera y que contemple el pequeño tamaño de las explotaciones que predominan en Galicia. Considera, además, que hay que tener en cuenta que muchas unidades productivas están enclavadas en zonas de montaña o con limitaciones naturales, que condicionan su productividad y rentabilidad. El conselleiro destacó que desde Galicia se defenderá la bajada del tope máximo de ayuda por explotación hasta los 60.000 euros con el objetivo de beneficiar a las de menor tamaño. Otras consideraciones como el refuerzo de las políticas orientadas al cambio generacional y a la igualdad entre hombres y mujeres en el medio rural estuvieron presentes en el encuentro. 

Con respecto al pacto verde europeo, José González destacó como primordial la sustentabilidad ambiental para garantizar el futuro de los agricultores, ganaderos y silvicutores gallegos. Además, demandó una transitoriedad suficiente para poder adaptarse de forma ordenada. Por esta razón, la Xunta considera que deben destinarse fondos de la PAC para este cometido, pues el sector agrario de Galicia está muy comprometido con la sustentabilidad y con el respeto al medio ambiente. 

El conselleiro de Medio Rural quiso insistir en una llamada a la calma y a la cautela ante una posible pérdida de fondos. En este aspecto, trasladó que es prematuro aventurar el alcance de los posibles recortes en plena negociación de la PAC, pero que «indubidablemente sería unha mala nova para Galicia».

Newsletter Somosagro

Recibe todas las semanas la información más relevante del sector primario

Votación
0 votos
Comentarios

El grupo de trabajo de la PAC prepara la defensa de los intereses del sector en Bruselas