UPA reclama un marco jurídico para el agricultor de familia

La organización agraria participa en las jornadas de Naciones Unidas que se están celebrando en Roma


Redacción / La Voz

«Somos la organización agraria española que más tiempo llevamos reivindicando la agricultura familiar como un modelo de producción sostenible», explica Gonzalo Corrales, director de la oficina internacional de la Unión de Pequeños Agricultores (UPA). Él es uno de los participantes en las jornadas organizadas por Naciones Unidas para lanzar el Decenio de la Agricultura Familiar, que esta semana se están celebrando en Roma. Y allí es donde la organización agraria ha aprovechado para plantear la necesidad de crear un estatuto jurídico que recoja la figura del agricultor familiar. «Queremos que esto no se quede solo en papel, sino que haya medidas concretas para proteger la agricultura familiar», argumenta. El objetivo de esta nueva normativa está claro: promover que los gobiernos desarrollen políticas de protección e inviertan en promover este tipo de agricultura. 

«El modelo de agricultura basado en las familias vertebra el territorio y es sostenible, frente al modelo intensivo de las grandes industrias», argumenta. Sostiene también que debe alejarse esa visión que relaciona a la agricultura familiar con la subsistencia o el autoabastecimiento. «No se puede asociar esta agricultura con un modelo precario, de pobreza», explica. Y es que, actualmente, la mayoría de las pequeñas y medianas explotaciones agrícolas de todo el mundo responden al modelo familiar.

En los diferentes grupos de trabajo que se han creado en el marco de las jornadas de Roma se han planteado una serie de propuestas encaminadas a fortalecer este modelo. «Es preciso fortalecer el apoyo de las administraciones a las organizaciones agrarias, fomentar los mercados y la innovación tecnológica y empoderar a los jóvenes agricultores y a las mujeres rurales», sostiene. También apuesta por ayudar a los agricultores a adaptarse al cambio climático. «Los agricultores tienen que estar a la vanguardia y transitar hacia un modelo de sostenibilidad medioambiental». Otra de las propuestas que se están planteando es la necesidad de crear un observatorio que, de forma semestral, monitorice las medidas que se están aplicando. «Insistimos en que la agricultura familiar es el modelo más lógico, sostenible y que aporta una mejor calidad de los productos», afirma Corrales. De ahí la necesidad de aprovechar al máximo el Decenio de la Agricultura Familiar para poner en marcha medidas que ayuden a proteger este tipo de agricultura. 

Newsletter Somosagro

Recibe todas las semanas la información más relevante del sector primario

Votación
2 votos
Comentarios

UPA reclama un marco jurídico para el agricultor de familia