Patrocinado por

Garzón matiza su mensaje y defiende ahora el rol de la ganadería familiar frente al cambio climático

Somos Agro EFE / LA VOZ

SOMOS AGRO

O.CAÑAS.POOL

Dice que es un modelo sostenible y que ayuda a contrarrestar el cambio climático

21 jul 2021 . Actualizado a las 09:24 h.

La ganadería «social, familiar, extensiva...» juega un «importante» papel en la lucha contra el cambio climático. Aunque no lo parezca, estas son las palabras que el Ministro de Consumo, Alberto Garzón, utilizó para responder a las preguntas de los periodistas sobre la polémica generada hace dos semanas por la publicación de un vídeo en el que aconsejaba reducir el consumo de carne en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros. El político considera que estas nuevas declaraciones no contradicen el mensaje anterior, pero lo cierto es que entonces cargó contra todo el sector ganadero, sin hacer distinciones entre producciones ecológicas e intensivas, asegurando que no era un sistema sostenible por su elevado consumo de agua. 

Ahora, sostiene que este tipo de ganadería «es un modelo perfectamente sostenible, que crea empleo, previene incendios y protege la economía local; por lo tanto, es un modelo que necesitamos defender precisamente porque somos conscientes como Gobierno, como país, de cuáles son las consecuencias del cambio climático». Recalcó  también que los beneficios de este tipo de ganadería sirven para contrarrestar los efectos del cambio climático, «especialmente graves en la cuenca mediterránea y especialmente graves en un país como España, y «que tendrían una afectación catastrófica para sectores como el primario».