Diferencias en el Gobierno central por la decisión de elevar la protección al lobo

El ministerio de Agricultura se pone de parte de los ganaderos y critica la decisión de Transición Ecológica, también del PSOE

Un lobo fotografiado el mes pasado en Xove, cerca de viviendas
Un lobo fotografiado el mes pasado en Xove, cerca de viviendas

Redacción / La Voz

La decisión de elevar la protección al lobo ha generado polémica hasta en el seno del propio Gobierno central. El ministro de Agricultura, Luis Planas, fue el último en mostrarse crítico con la decisión aprobada la pasada semana por Transición Ecológica, que preside la también socialista Teresa Ribero. Según informa EFE, Planas exige que haya un «equilibro» para conjugar la protección medioambiental con los intereses de los ganaderos y recuerda que su departamento informó hasta en dos ocasiones de que la protección actual de la que goza el cánido era suficiente, tal y como defiende las comunidades de la cornisa cantábrica, entre ellas, Galicia.

«Yo no estoy de acuerdo. Como ministro de Agricultura, yo estoy del lado de los ganaderos, y están preocupados» por los ataques protagonizados por lobos a sus animales, ha expresado el ministro. Planas se opone así a la inclusión del lobo en el Listado de Especies de Protección Especial (Lespre), aprobado por la Comisión del Patrimonio Natural por un ajustado margen. De hecho, según informó en su día la Consellería de Medio Ambiente, fue el voto de calidad del Ministerio para la Transición Ecológica el que inclinó la balanza a favor de elevar la protección del lobo. Y este ya ha anunciado que está dispuesto a publicar la correspondiente orden ministerial para que la medida se haga efectiva.

Pero en Agricultura no lo tienen tan claro. Todo lo contrario. Planas reconoció que no se trata de una decisión que corresponda a su ministerio, pero también que no puede compartir esa iniciativa. «Yo respeto esa decisión, pero a nivel técnico, durante la elaboración del plan de gestión para el lobo, el Ministerio de Agricultura indicó hasta en dos ocasiones que la protección actual nos parecía suficiente», ha recalcado. El ministro ha reconocido que se trata de un asunto «polémico», pero ha insistido en el problema que suponen los ataques de los lobos a los ganaderos. Según los datos facilitados por Medio Rural, el año pasado el lobo se llevó por delante más de dos mil animales en Galicia.

La postura del titular de Agricultura concuerda con la que han defendido en los últimos meses los comunidades de la cornisa cantábrica. Galicia, Asturias, Cantabria y Castilla León han hecho frente común para pedirle a Transición Ecológica que no eleve la protección del lobo. En el mismo sentido se han manifestado todas las organizaciones agrarias de esas mismas comunidades, mientras que los grupos ecologistas han aplaudido la medida.

Newsletter Somosagro

Recibe todas las semanas la información más relevante del sector primario

Votación
8 votos
Comentarios

Diferencias en el Gobierno central por la decisión de elevar la protección al lobo