Poda a muy baja temperatura en Regina Viarum

Un equipo de seis personas lleva a cabo esta tarea en las catorce hectáreas de viñedo que tiene esta bodega


Redacción / La Voz

Las bajas temperaturas no impiden que continúen los trabajos en el campo. Es el caso de la bodega Regina Viarum, en la Ribeira Sacra, que tras las vacaciones de Navidad ha retomado la tarea de la poda a lo largo de las 14 hectáreas de viñedo que tiene distribuidas en bancales en la empinadas laderas del río Sil, en Sober.

El inicio de esta tarea coincidió con el mes de diciembre, con la luna descendente, ya que es la época ideal para favorecer la formación del fruto y disminuir el vigor de la madera, cuentan en esta bodega. Un equipo formado por seis personas se ocupa de esta tarea, que busca favorecer el crecimiento natural de la planta, mejorar su rendimiento y la calidad de la uva.

A pesar de las bajas temperaturas de los últimos días, el equipo de Regina Viarum continúa con la labor en aquellas zonas de los viñedos donde hay menor riesgo de heladas y en donde la maduración es más tardía, ya que el frío vuelve la madera de las cepas más quebradiza y esta puede astillar con los cortes. La tarea se realiza de forma manual. Las previsiones para los próximos días son positivas, pues se esperan ligeras heladas de madrugada, y durante el día cielos despejados con temperaturas máximas de entre 6 y 7 grados.

Newsletter Somosagro

Recibe todas las semanas la información más relevante del sector primario

Votación
1 votos
Comentarios

Poda a muy baja temperatura en Regina Viarum