El SLG se suma a las quejas por el nuevo decreto de fertilización de suelos

Reclama que la normativa incluya una discriminación positiva para las granas ecológicas, las pequeñas explotaciones familiares y los proyectos agrarios biodiversos


Redacción / La Voz

El Sindicato Labrego (SLG) ha presentado más de cuarenta alegaciones contra el borrador de decreto de fertilización de los suelos elaborado por el Ministerio de Agricultura. Al igual que las otras organizaciones agrarias de la comunidad, considera que esta normativa «será letal para as pequenas e medianas explotacións do norte peninsular». Critica también que afecta a todos los sectores productivos, desde el vacuno de leche al vitícola, pasando por la huerta y el forestal.

La formación denuncia que, pese a las buenas intenciones que figuran en la literatura de esta normativa, «é un auténtico despropósito que só vai beneficiar a determinadas industrias e que vai resultar lesiva para a totalidade dos sectores agrogandeiros», explica. Es más, considera que, de aplicarse tal y como está redactado, «incentivará un forte incremento no uso de abonos químicos e obrigará á compra de maquinaria pesada», argumenta.

El problema está en la obligación de comprar inyectores de purín, «innecesaria e absurda compra», dice; pero también en las enormes obligaciones burocráticas que van a implicar para las explotaciones, que van a tener que hacer análisis de suelos, cubrir el cuaderno de explotación y contar con asesoramiento. Medidas que afectarán «a todos os sectores agrogandeiros profesionais», advierten.

Uno de los principales problemas de este borrador de real decreto es que no diferencia el purín del estiércol, «é un auténtico disparate, xa que obvian os beneficios do primeiro fronte ao segundo», afirman. Otra «barbaridade é considerar o cultivo de especies forestais de crecemento rápido como superficie agraria útil», añaden. Y, en cambio, denuncian, «permítese o emprego de lodos de depuradora e refugallos da agroindustria para producir alimentos».

Cuarenta alegaciones

El sindicato ha presentado un total de cuarenta alegaciones al futuro decreto en las que, entre otras cuestiones, reclaman una discriminación positiva para las granjas ecológicas, las pequeñas explotaciones familiares y los proyectos agrarios biodiversos. Piden, también, la excepción del cumplimiento de esta normativa en las granjas de pequeño tamaño que practiquen un modelo de agricultura sostenible y una norma más estricta para aquellas explotaciones que no tienen tierra, sean altamente intensivas o empleen lodos de depuradora para producir alimentos. También exigen que se excluyan los cultivos forestales de crecimiento rápido como producciones agrarias.

Newsletter Somosagro

Recibe todas las semanas la información más relevante del sector primario

Votación
0 votos
Comentarios

El SLG se suma a las quejas por el nuevo decreto de fertilización de suelos