El banco de tierras apenas gestiona el 1% de la superficie infrautilizada gallega

La entidad ha incorporado 1.618 fincas en los últimos dos ejercicios


Redacción / La Voz

Más de once mil fincas gestiona actualmente el Banco de Terras de Galicia, un proyecto creado en su día por el gobierno bipartito de la Xunta y que, desde entonces, no ha dejado de funcionar. Estas parcelas tienen una extensión cercana a las seis mil hectáreas. Pero es que, además, la actividad de esta entidad no ha cesado de incrementarse en los últimos dos años, cuando la Consellería do Medio Rural decidió poner en marcha diversas iniciativas para contribuir a la movilización de la tierra, como las aldea modelo. Sin embargo, según un estudio elaborado por profesores de los grupos de investigación GEN y ECOSOT, de la Universidade de Vigo, y de ECOAGRASOC e Territorio-Biodiversidade-Teblo de la Universidade de Santiago (USC) para la Consellería de Medio Rural, en Galicia hay 512.308 hectáreas de terreno infrautilizado. Esto significa que poco más de un 1 % de esa extensión la gestiona el banco de tierras.

Según los datos facilitados por la consellería, en el 2018 el banco tenía un total de 10.085 fincas en Galicia, con una extensión total de 5.239 hectáreas. De ellas, 1.493 estaban alquiladas y otras 1.266 en proceso. Pero había un importante número de esas parcelas, concretamente 4.526, que no estaban disponibles por tener una construcción o un depósito, por estar solicitadas para cesión a concellos o por otras causas similares. A mayores, 1.519 parcelas más tampoco podían ponerse a disposición de los interesados por estar en proceso de incorporación, pendientes de inspección o de una depuración de datos, entre otros motivos.

Mayor actividad

En los últimos dos años, la actividad del banco gallego se ha incrementado notablemente, siempre según los datos facilitados por la consellería. Ahora, esta entidad gestiona un total de 11.703 parcelas, con una extensión total de 5.909 hectáreas. Esto significa que hay 1.618 fincas más, que ocupan una superficie de 669 hectáreas. Pero lo que casi no ha crecido es el número de fincas que hay alquiladas. Si en el 2018 se había cedido el uso de 1.493 parcelas, con una extensión de 1.354 hectáreas, el pasado año fueron 1.781 las fincas alquiladas, con una superficie total de 1.466 hectáreas. Ha disminuido, por el contrario, el número de fincas que están en proceso de arrendamiento, hasta las 1.147. Pero han crecido tanto las parcelas que actualmente están disponibles, que son 4.883, como las fincas que no se pueden alquilar (1.621), como las que están pendientes por otras causas (2.271). Esto significa que, ahora mismo, el banco dispone de 1.323 hectáreas para alquilar y está tramitando el arrendamiento de otras 1.023 hectáreas. Pero también tiene otras 1.123 que no se puede ceder por diversos motivos y 972 más que están pendientes de trámite o en proceso de incorporación a esta entidad de cesión de la tierra.

Haciendo un análisis por provincias de los datos, vemos que son las de Lugo y A Coruña las que más utilizan esta entidad de gestión de la tierra. Este año, en la primera de estas provincias se han alquilado 578 fincas y otras 273 están en proceso. En la segunda son 603 las parcelas cedidas y 519 las que están tramitando su alquiler. En Ourense, en cambio, el banco ha tramitado el arrendamiento de 479 parcelas, y otras 179 están en trámites. Y en Pontevedra, por último, solo se han alquilado 121 fincas, mientras que otras 176 siguen tramitándose. Esta cantidad de arrendamientos es superior a la que se registraba hace dos años en el banco de tierras gallego. Entonces, A Coruña tenía 542 fincas alquiladas, Lugo otras 471, Ourense 345 y Pontevedra 135.

Newsletter Somosagro

Recibe todas las semanas la información más relevante del sector primario

Votación
0 votos
Comentarios

El banco de tierras apenas gestiona el 1% de la superficie infrautilizada gallega