Finca Xieles, el Martín Códax que es un homenaje a la tradición vitícola

Está elaborado con las cepas más antiguas de la bodega y orientadas al mar


Redacción / La Voz

La tradición vitícola de O Salnés está muy presente en el nuevo albariño de Bodegas Martín Códax. El vino ha sido bautizado con el nombre de la parcela que lo vio nacer, Finca Xieles, un lugar en el que se ubican algunas de las cepas más antiguas de la bodega, orientadas al mar y en un terreno con una elevada pendiente. Son propiedad de Benito Castelo Baúlo, uno de los socios fundadores de la cooperativa, perteneciente a una familia con larga tradición vitícola y al que la bodega recuerda con profunda admiración, cariño y respeto tras su fallecimiento a finales del pasado año.

«La singularidad de esta plantación es que mantiene cepas prefiloxéricas —que datan de antes de la reconversión varietal— que ocupaban zonas marginales, de baja fertilidad, asentadas en suelos graníticos y de alta densidad de plantación, con parrales de baja altura», explica Miguel Tubío, director técnico de Martín Códax. Toda esa historia que acumula la parcela se convirtió en «cepas muy viejas, con troncos finos y muy retorcidos debido a las modificaciones que han sufrido los parrales con el paso del tiempo para adaptarlos a las formas de trabajo actuales», añade. Y es que los viñedos de esta finca, que fueron plantados a finales del siglo XIX, conforman uno de los terrenos más antiguos e importantes de Cambados. Son propiedad de Benito Castelo, que fue uno de los socios fundadores de la cooperativa.

Con la uva de esta única finca, que mide cerca de una hectárea, es con la que se ha elaborado el nuevo Finca Xieles, que está ya en los mercados. La uva se selecciona a mano, de forma tradicional. Todas estas características confieren a este albariño «una gran intensidad, largura y amplitud», explican en la bodega.

Pero no solo la tradición vitícola deja su huella en este nuevo albariño. Desde el año 2006, Martín Códax trabaja en la clasificación de las zonas utilizando para ello las nuevas tecnologías. De hecho, la bodega cuenta con un sistema de drones y equipos que analizan toda la información que reciben, con el fin de «seleccionar diferentes terruños y uvas procedentes exclusivamente de parcelas seleccionadas», añade Tubío. Tecnología que ya se empleó en otras elaboraciones de la bodega, como el Arousa, un albariño elaborado de cepas cercanas al mar. Fruto de esta selección es también Finca Xieles, un vino que se elabora en su totalidad con uva albariño procedente de una única parcela y que «tiene una crianza de seis meses en depósitos de hormigón de 1.7000 litros», detalla el director técnico de la bodega.

Newsletter Somosagro

Recibe todas las semanas la información más relevante del sector primario

Votación
6 votos
Comentarios

Finca Xieles, el Martín Códax que es un homenaje a la tradición vitícola