De cómo la cocina ayuda a poner en valor la agricultura

El ministro considera que contribuye a lograr la seguridad alimentaria, mejorar la nutrición y promover la agricultura sostenible


Redacción / La Voz

La gastronomía en la economía española, impacto económico de los sectores asociados, es el estudio elaborado por la compañía KPMG que fue presentado, entre otros, por el ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas. El documento considera que la cocina es una cadena de valor que parte de la agricultura, la ganadería y la pesca y continúa por la industria alimentaria, el comercio y la distribución hasta llegar al consumidor a través de la restauración y el turismo gastronómico. Por ello, concluye el ministro, la gastronomía resulta fundamental para poner en valor el sector primario, además de que el sector agroalimentario mueve 107.000 millones de euros al año, lo que supone un 11 % del Producto Interior Bruto de España.

Par Planas, la calidad y la excelencia en todos los eslabones de esa cadena que es la gastronomía son las que hacen posible que este sector se haya convertido en uno de los elementos esenciales de la imagen positiva de España en el mundo. Considera que la cocina cuenta actualmente con excelentes productos y materias primas, así como con alimentos seguros y variados, con elevados estándares de calidad. De hecho, España cuenta actualmente con 348 figuras de calidad diferenciadas, con un valor económico de casi 7.000 millones de euros. Y es que el sector agroalimentario resulta estratégico para la economía, ya que exporta por un valor superior de 50.000 millones de euros y alcanza un nivel de empleo directo e indirecto de más de 2,7 millones de personas. 

La gastronomía española, insiste Planas, es reconocida por su calidad en el ámbito internacional y, al mismo tiempo, es un aval de todo lo que es el sistema agroalimentario, además de que es clave para reforzar la capacidad exportadora de la industria. En este sentido, el ministro destaca que los consumidores están cada vez más interesados en la adquisición de productos elaborados de manera sostenible, un aspecto que marcará el futuro de la gastronomía. 

El ministro también destaca que España es líder europeo en producción y exportación de alimentos ecológicos, con más de dos millones de hectáreas dedicadas a este cultivo y 41.000 operadores y recalca el interés que existe por este modelo productivo, en el que la exportación cuenta con «unos márgenes de rentabilidad muy superiores». Por lo tanto, Planas considera que la cocina ejerce un papel fundamental para conseguir el desarrollo sostenible y los objetivos de la Agenda 2030, ya que contribuye a lograr la seguridad alimentaria, mejorar la nutrición y promover la agricultura sostenible. 

Newsletter Somosagro

Recibe todas las semanas la información más relevante del sector primario

Votación
2 votos
Comentarios

De cómo la cocina ayuda a poner en valor la agricultura