El reactor de Japón ya es el más potente del mundo

La Voz

SOCIEDAD

09 feb 2024 . Actualizado a las 05:00 h.

El reactor experimental de fusión nuclear JET fue hasta finales del pasado año el más potente del mundo. Este puesto es ocupado ahora por el dispositivo JT-60SA que se ha instalado en Japón. Al igual que el ubicado en el Reino Unido forma parte de la red internacional EUROfusion, liderada por Europa, y que tiene como objetivo probar la tecnología de confinamiento magnético de plasma de cara a la puesta en marcha del ITER en Francia.

En el tokamak japonés hay una cámara de vacío en forma de rosquilla e imanes que generan un campo magnético. El hidrógeno es sometido a calor y presión extremas hasta que se convierte en plasma, un gas caliente cargado eléctricamente en el que se produce la reacción de fusión de los isotopos de deuterio y tritio. En el caso del JT-60SA, el gas se calentará a 200 millones de °C y se confinará magnéticamente durante un máximo de 100 segundos con la ayuda de un potente sistema magnético compuesto por 28 bobinas superconductoras que operan en diferentes partes de la máquina.

En estas condiciones, las partículas altamente energizadas, en lugar de repelerse como ocurre de un modo natural cuando chocan, se fusionan, y esta fusión libera enormes cantidades de energía.

Pero en la fusión nuclear no solo es importante conseguirla, sino que más fundamental aún es que la energía utilizada en el proceso no sea mayor que la que se genere finalmente. En este caso el hito histórico lo logró el pasado año el National Ignition Facility (NIF) del Lawrence Livermore National Laboratory de Estados Unidos, que logró más energía por fusión nuclear que la empleada para activarla. En este caso la tecnología utilizada es por confinamiento inercial.