«Gradiente de presión», el fenómeno detrás del inminente temporal en Galicia

SOCIEDAD

TEMPORAL EN EL MAR DESDE EL FARO DE MEIRAS
TEMPORAL EN EL MAR DESDE EL FARO DE MEIRAS JOSE PARDO

Ya se han activado importantes alertas por viento, lluvia, nieve y grandes olas para los próximos días en la comunidad

14 ene 2023 . Actualizado a las 15:53 h.

El temporal invernal que ya está dando sus primeros coletazos este sábado va a dejar una situación muy adversa tanto en tierra como en el mar a partir de mañana. Se va a formar una borrasca que estará situada cerca de la costa gallega. Aunque en esta ocasión, hay que prestar atención sobre todo a  la tremenda diferencia o gradiente de presión entre el anticiclón de las Azores situado al oeste, con 1042 milibares, y el ciclón extratropical con 985 encima de la costa Cantábrica. Ese notable contrate no solo provocará que las isobaras se compriman mucho, señal de que los vientos van a soplar muy fuertes, sino que pasarán por encima de Galicia. 

Pero antes de que llegue esa borrasca, este domingo ya tendremos un cambio importante de las condiciones meteorológicas, sobre todo respecto a las temperaturas. Tras el paso de un frente que llegará esta próxima madrugada, asociado a otra borrasca sobre el Mar del Norte, una masa de aire frío de origen polar marítima provocará una situación de chaparrones intensos que caerán en forma de nieve por encima de los 800 metros. Hay avisos por acumulaciones de cinco centímetros en las montañas de Lugo y Ourense.

El lunes, la nueva borrasca que ya ha sido nombrada por la Aemet como Fien estará cerca de la comunidad gallega. El frente barrerá de oeste a este dejando lluvias puntualmente intensas y vientos fuertes del oeste. La Agencia Estatal de Meteorología ya activado avisos importantes. En la costa norte hay uno naranja por vientos que van a superar los 100 kilómetros por hora. Además, en el interior de la provincia de Pontevedra, A Coruña y Lugo se podrían recoger hasta 40 litros de lluvia en el plazo de 12 horas. 

El martes se repite la secuencia. Tras el paso del frente viene otra masa de aire gélido de origen polar. Aunque el aire estará un poco más frío que el de este domingo. Esto permitirá que la cota de nieve descienda hasta los 600 metros.

Y mucha atención a la situación marítima porque todo apunta a que será realmente muy complicada. Parece probable incluso que  el martes pueda activarse un aviso rojo ya que las olas podrían superar los 8 metros. De momento ya hay una alerta naranja para el lunes en toda la costa.Será una situación de mar combinada del noroeste. Un buen momento para repesar algunos conceptos básicos.

Los vientos intensos producen una erosión de la superficie oceánica. Cuando el mar está revuelto se genera lo que llamamos mar de viento, que supone un riesgo importante para cualquier embarcación. Al mismo tiempo, el oleaje caótico que genera el viento comienza a desplazarse de una manera más organizada hasta que se encuentran con algún obstáculo, como nuestras costas, generando lo que se conoce como mar de fondo.  Si coincide la dirección de la ola que llega desde el océano con el viento local, a menudo del noroeste, se produce la situación de mar combinada. Ante todo, mucha precaución durante los próximos días.