Una borrasca anómala mantiene sus planes de afectar a Galicia

SOCIEDAD

Windy

El fin de semana provocará bastante inestabilidad pero también un aumento de las temperaturas

07 dic 2022 . Actualizado a las 05:00 h.

La situación meteorológica prevista para lo que resta de semana resulta de lo más atípica. No es que sea la primera vez que ocurre algo así, ni mucho menos. Sin embargo, el hecho de que ahora todo esté justo del revés origina algunas situaciones dignas de mencionar.

Sin duda, el fenómeno más llamativo sigue siendo la borrasca que vigila el Centro Nacional de Huracanes. En las últimas horas la posibilidad de que se convierta en un ciclón subtropical ha aumentado. En las próximas 24 horas debería resolverse esta cuestión. Hay que recordar que la temporada ciclónica terminó el pasado 30 de noviembre y que ya no estamos en una época activa. Sin embargo, las aguas algo más cálidas de lo normal cerca del Caribe han alimentado la formación de este sistema de bajas presiones tan anómalo por su naturaleza, lugar y fecha de nacimiento. 

Los modelos meteorológicos mantienen apuestas diferentes sobre su evolución, pero coinciden en que entre el viernes y el sábado la presión descenderá desde los 973 a 951 milibares en cuestión de horas. Además, el modelo europeo de predicción ECMWF ha introducido en la última actualización un nuevo elemento.

Una vez que la borrasca se ha profundizado de manera explosiva al norte de las Azores «parirá» a un pequeño sistema de bajas presiones que se va situar encima de Galicia entre el sábado y el domingo. Como no va a ser tan profunda como su madre, a pesar de estar muy cerca de la comunidad gallega no se espera un temporal de viento demasiado intenso. De hecho, debido a su ubicación la circulación del aire será del nordés, que suele ser la típica que genera el anticiclón. Esto demuestra una vez más que en meteorología todo depende de la posición que ocupe el sistema de altas o bajas presiones. 

Si se confirma este escenario, el domingo sería una nueva jornada lluvias generalizadas e intensas, especialmente durante la primera mitad del día. Otro de los efectos de este ciclón extratropical, pero con características de sistema subtropical y además explosivo será que provocará un ascenso de las temperaturas. Entre el domingo y lunes se esperan anomalías positivas bastante significativas, sobre todo teniendo en cuenta la época del año. 

La semana que viene el anticiclón reaparece en Azores, donde debería estar. Así que las borrascas volverán a moverse algo más hacia el norte. Es decir, todo represaría a la normalidad. En este caso la lluvia volvería a concentrarse en el noroeste de la Península y no el suroeste como ahora.

El tiempo hasta el viernes

Según la previsión que ofrece MeteoGalicia, la comunidad permanecerá este miércoles bajo la influencia de la borrasca situada entre las Azores y la Península. Enviará un frente por la noche que entrará por la costa sur. El día comenzará con nieblas en el interior y  cielos alternando nubes y claros en el resto, con más nubes en la provincia de Ourense. Durante las últimas horas del día aumentarán las nubes por el sur, con lluvias que irán desplazándose hacia el norte. 

El jueves continuará la influencia del centro de bajas presiones situado entre Azores y Lisboa. El cielo estará nublado, con chubascos probables en cualquier punto de la comunidad. Las temperaturas mínimas ascenderán ligeramente y las máximas quedarán sin cambios o sufrirán ligeros descensos. 

El viernes el centro de acción de esta borrasca estará al noroeste de la Península y con la colaboración del sistema de altas presiones sobre Groenlandia creará un corredor de vientos del nordés que traerán aire frío. Será una jornada de cielos cubiertos, con lluvias más persistentes en el tercio norte y más ocasionales en la mitad sur. Las temperaturas comenzarán en valores suaves e irán en progresivo descenso con el avance del día.