Mueren dos niños en Francia por comer pizzas Buitoni contaminadas con bacterias fecales

J. V. L. REDACCIÓN / AGENCIAS

SOCIEDAD

Hay 41 infecciones por la bacteria E. coli confirmadas y otras 24 en investigación, la mayoría con consecuencias muy graves

01 abr 2022 . Actualizado a las 18:01 h.

Las autoridades sanitarias de Francia han emitido una alerta para retirar del mercado y evitar el consumo de las pizzas de la marca italiana Buitoni, concretamente de la línea Fraîch'Up, debido al fallecimiento de dos niños pequeños y la detección de decenas de intoxicaciones relacionadas con el consumo de estas pizzas supuestamente contaminadas con la bacteria Escherichia coli (E. coli), que vive en los intestinos de los humanos y los animales y que se transmite a través de los residuos fecales. Unas intoxicaciones que habrían dado lugar en los afectados, cuya media de edad es de siete años, al desarrollo del síndrome urémico hemolítico (SUH).

El SUH se desencadena fundamentalmente por el efecto de la toxina tipo Shiga o verotoxina (STEC-HUS, por sus siglas en inglés) que destruye los glóbulos rojos de la sangre y causa lesiones en los riñones. Los vasos sanguíneos de estos órganos se inflaman y pueden dar lugar a coágulos que provocan insuficiencia renal. De hecho, tal como informan varios medios franceses, algunos de los niños afectados, al margen de los fallecidos, se encuentran ingresados en estado grave y sometidos a tratamientos mediante hemodiálisis.

Según la cadena de televisión francesa RMC, las autoridades sanitarias instaron a la multinacional alimentaria Nestlé, propietaria de Buitoni, a que retirara del mercado todas las pizzas de esta gama el pasado 17 de marzo. Hasta aquel día se habían identificado 27 casos de síndrome urémico hemolítico, pero ahora son ya 41 los confirmados y 34 más en investigación en menos de un mes, cuando un sindicato médico del país dice que lo habitual es que se diagnostiquen aproximadamente un centenar a lo largo de todo el año.