El Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos vigila la borrasca que afecta a Galicia este lunes

SOCIEDAD

La Imagen del satélite muestra el sistema de bajas presiones situado al oeste de la Península
La Imagen del satélite muestra el sistema de bajas presiones situado al oeste de la Península Windy

El sistema de bajas presiones que deja este domingo temperaturas altas en la comunidad podría convertirse en ciclón tropical en las próximas horas

13 sep 2021 . Actualizado a las 08:29 h.

Galicia ha vivido este domingo un día bastante atípico en lo que se refiere al apartado meteorológico. Desde luego que haya buen tiempo en septiembre no es para nada extraño, pero sí la configuración detrás de unas condiciones tan espectaculares. Para empezar hay un corredor de vientos del sureste, algo poco habitual. Esto explica que las temperaturas máximas estén siendo tan elevadas para la época del año, incluso en el extremo norte de la comunidad. Otro hecho llamativo es la temperatura del agua. Los vientos de componente sur no generan afloramientos de agua fría y, por tanto, ayer domingo fue posible disfrutar de un día espectacular de playa y darse un baño en un mar relativamente cálido.

En las Rías Baixas la temperatura del agua alcanzó los 20 grados. Esto solo es posible en un contexto tan anómalo. Otra particularidad es que al no soplar el nordés, en A Mariña se están registrando valores muy altos también, por encima de los 20 grados, algo que no suele ocurrir en todo el verano con la habitual circulación de vientos de componente norte. 

Una borrasca situada al oeste de la Península es la responsable de la situación actual, al impulsar aire cálido desde el sur. Ahora mismo se encuentra descendiendo y a partir del lunes será fuente de inestabilidad en forma de intensas tormentas. En las últimas horas la trayectoria de este sistema de bajas presiones ha llamado la atención del Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos que estima que hay al menos 20 % de posibilidades de que se convierta en un ciclón tropical. Es decir, entre ayer y hoy la borrasca experimentará una metamorfosis.