Sanidad aplaza al viernes la decisión sobre los vacunados con AstraZeneca

SOCIEDAD

La ministra Carolina Darias aunque admite que «puede haber inquietud» llama a la tranquilidad y a mirar lo que hacen otros países

28 abr 2021 . Actualizado a las 22:04 h.

Entre 10 y 12 semanas es el tiempo que según AstraZeneca debe transcurrir entre la primera y la segunda dosis de su vacuna contra el coronavirus. Las diez semanas ya pasaron y quedan apenas días para que los primeros que la recibieron en España agoten el plazo máximo.

Como eran personas menores de 60 años, y ahora esta vacuna solo está indicada para mayores de esa edad, no saben qué va a pasar con ellos y la ministra de Sanidad, Carolina Darias, tampoco lo aclaró en su comparecencia posterior a la reunión del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud. Será la Comisión de Salud la que mañana «dé unas pautas» con las que la ministra asegura que será «muy respetuosa», aunque su opinión es que «merece la pena esperar» al resultado del ensayo CombivacS y, por tanto, retrasar la administración de esa segunda dosis más allá de las 12 semanas, como ha hecho Irlanda, que ya ha fijado el plazo en 16.

Aunque es «consciente de que puede haber inquietud» quiso mandar a estas personas un mensaje de tranquilidad mientras esperan la decisión de las autoridades sanitarias. Una resolución para la que ayer por la tarde se reunió también la ponencia de vacunas y que, en todo caso, va a estar centrada «en la revisión de las evidencias científicas» y también «de lo que se está haciendo en otros países».

En principio, Darias quiso incidir en esta «tranquilidad» porque un solo pinchazo de AstraZenca «tiene una eficacia del 76 %» y hay ejemplos, caso de Irlanda, en los que se ha ampliado hasta las 16 semanas el intervalo entre la primera y la segunda dosis. En cambio, Finlandia, Francia, Alemania y Suecia ya han decidido que a estas personas se les administre la inyección de refuerzo con una vacuna de ARN, que será o bien la de Pfizer o bien la de Moderna. Una duda que ya no tienen las personas que se infectaron con el virus, porque en su caso ya se van a quedar con un único pinchazo, tal como determina la estrategia de vacunación.

La ministra insistió en que se está tratando de adoptar «la decisión más segura» y en que para ello se ha puesto en marcha el estudio CombivacS, en el que participan 600 voluntarios que recibieron la primera dosis de AstraZeneca y ahora se les está inoculando una segunda de ARN. «Entre hoy y mañana finalizarán los pinchazos y a mediados del mes de mayo tendremos los primeros resultados», aseguró Darias, desmintiendo así que falten voluntarios para el ensayo.

La titular de Sanidad sí fue tajante respecto a la petición de algunas comunidades para espaciar más, hasta las ocho semanas, las dosis de Pfizer y Moderna para así llegar a más población. «Ese tema fue abordado, debatido y decidido por el Consejo», dijo Darias, que lo considera «cosa juzgada» porque, además, «no merecía la pena ampliarlo», ya que «iba a retrasar el proceso» en lugar de acelerarlo y limitar la cobertura de las personas mayores, las más vulnerables.

En coma por una trombosis

El departamento de Salud del Gobierno vasco detectó el pasado fin de semana una sospecha de un caso adverso grave asociado a la vacunación con AstraZeneca en Álava. Según El Correo, se trata de una mujer de 57 años que trabaja en el servicio de ayuda a domicilio, que se encuentra ingresada en coma inducido en el Hospital Santiago, de Vitoria, después de sufrir un trombo en la cabeza.

Paralelamente, el Juzgado de Instrucción número 5 de Marbella ha archivado la causa de la profesora fallecida tras recibir esta vacuna al no apreciar indicios de delito.

Vacunación contra el covid en Fexdega de Vilagarcía

España recibe dos millones de vacunas más de las previstas

La Voz

El Gobierno ha anunciado este miércoles que España contará finalmente esta semana con 4 millones de dosis de las vacunas contra el covid-19, frente a los 2 millones anunciados el lunes, debido a un incremento en la llegada de sueros de AstraZeneca y Moderna.

En un comunicado, presidencia del Gobierno destaca que serán 1,7 millones de sueros de Pfizer -los ya anunciados el lunes-, a los que sumarán finalmente lotes mayores de AstraZeneca (1,68 millones) y Moderna (400.000), cuya previsión inicial para esta semana era de apenas 200.000 en cada caso.

A estas vacunas, se sumarán 126.000 preparados de la monodosis de Janssen, una cifra que se aproxima a los 150.000 previstos por el Gobierno para finales de este mes, después de que la semana pasada llegaran los primeros 146.000 antídotos a España.

Seguir leyendo