La nube del volcán Soufriere podría llegar a la Península

Las cenizas y las partículas emitidas por la erupción afectarán primero a Canarias y el miércoles entrarán por el sur peninsular


El pasado 9 de marzo el volcán Soufriere situado en la isla caribeña de San Vicente entró en erupción tras 40 años sin actividad. Durante el fin de semana la ceniza y los gases han alcanzado los 16 kilómetros de altura y han empezado un viaje hacia el este. En estos momentos, la nube está cruzando el Atlántico y se dirige hacia Canarias. Alguien podría preguntarse cómo puede desplazarse hacia el este por esas latitudes, donde soplan los alisios, que precisamente se mueven de oeste a este. Es decir, ahora mismo la nube circula en contra de la dirección general de la atmósfera en esa región del planeta. «Ocurre como cuando llega un río atmosférico de humedad, pero en este caso en lugar de ser en superficie se mueve en capas de la troposfera algo más altas. La máxima concentración se encuentra en 500 hectopascales (hPa), a unos 5.600 metros sobre el nivel del mar. Puede ser que los alisios estén soplando con menos intensidad en esta época del año», apunta Juan Taboada, de MeteoGalicia.

Las partículas volcánicas llegarán primero al archipiélago canario, después al desierto del Sáhara y a partir de entonces parece probable que puedan ascender hacia norte y alcanzar el sur de la Península entre el martes y el miércoles.

Afortunadamente, la nube volcánica se moverá rápidamente y, lo más importante, no se espera precipitación, ya que sería una lluvia ácida. En cualquier caso, en estos momentos la vigilancia es máxima porque hay un sistema de bajas presiones en el Atlántico que puede modificar la previsión.

Aunque hubiese precipitación, no resultaría perjudicial para el ser humano, es decir, el contacto de las gotas con la piel no conlleva un riesgo para la salud. Sin embargo, los gases que provocan este tipo de lluvia sí son nocivos ya que contienen partículas de sulfato y nitrato que pueden provocar enfermedades respiratorias, al igual que la contaminación atmosférica que genera el tráfico en las ciudades.

Desde luego no se espera, salvo un giro inesperado del comportamiento del viento, que las partículas puedan llegar hasta Galicia. El anticiclón de las Azores se va a ir situando a lo largo de la semana con su centro de acción en el Reino Unido y la circulación del aire será del nordés. El riesgo aumentaría si soplase de componente sur.

Las altas presiones no solo protegerán a la comunidad gallega sino que, además, favorecerán que la estabilidad atmosférica sea la gran protagonista. Al margen de algún chubasco aislado que puede caer hoy y mañana, a medida que vaya avanzando la semana el tiempo será cada vez más seco. Ahora mismo la previsión para el fin de semana señala que el cielo estará muy despejado de manera generalizada y con temperaturas agradables, sobre todo las máximas en la mitad sur de la comunidad.

 

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

La nube del volcán Soufriere podría llegar a la Península