El sorprendente caso Rivas: «A xubilación aos 70 anos foi administrativa, non mental»

Un catedrático de la Universidad de Santiago consigue captar fondos de tres proyectos europeos durante su etapa como emérito

Rivas sigue ejerciendo como docente e investigador en la Facultad de Física en la USC, de la cual también fue Decano
Rivas sigue ejerciendo como docente e investigador en la Facultad de Física en la USC, de la cual también fue Decano

Pepe Rivas (A Pontenova, Lugo, 1947) realizó sus estudios de Física en Valladolid, donde también se doctoró. Como investigador se formó en el Instituto Max Planck de Alemania y a su regresó a España ejerció de docente en las Universidades de Burgos y Murcia. 1982 fue un año muy importante en su vida. Regresó a Galicia para convertirse en catedrático de la Universidad de Santiago. Su especialidad es el magnetismo, una fuerza tan antigua como la propia Física. «O seu descubrimento remóntase a época dos gregos, que se deron conta de que había unhas pedras, as magnetitas, que atraían ao ferro. Logo os chinos foren quen de usar esas pedras como compás para á navegación», explica. Atraído por esta fuerza misteriosa de la naturaleza, Rivas se trasladó en el 2005 a Braga para dirigir el Centro Internacional de Nanotecnología, un cargo que ocupó hasta el 2014, cuando volvió a la USC.

En el 2017 Rivas consumió la etapa como catedrático. Pero la curiosidad seguía intacta y su línea de investigación, la aplicación del magnetismo en el mundo nanométrico, estaba siendo de lo más productiva. Así que solicitó convertirse en profesor emérito, algo que la USC aceptó. «Sempre pensei que aos 70 anos chegaría a xubilación administrativa, pero non a mental», confiesa.

La Universidad le otorgó una prorroga de cinco años, el tiempo máximo que un profesor puede ejercer de emérito. Como docente tendría algunas limitaciones, pero no como investigador. Un lustro para cerrar los proyectos profesionales que quedaban pendientes. Pero este no fue el caso de Pepe. Su historia, hasta donde su entorno reconoce, resulta única en Galicia y puede que también en España. En este período extra ha conseguido captar fondos de tres proyectos europeos. «Cando es emérito a nivel nacional non se pode recibir cartos, pero si no ámbito continental», apunta.

El proyecto PANA fue el primero reconocido por el programa europeo Horizonte 2020 y contó una inyección económica de 7 millones de euros, de los cuales 529.000 fueron destinados directamente al equipo de Rivas. «Todos están relacionados co uso de partículas nanomagnéticas no campo da biomedicina. Neste en concreto colaboramos co Sergas para a detección temperá do Alzhéimer. Cando as nosas partículas péganse a unhas proteínas determinadas infórmannos de que hai unha porcentaxe elevada de que apareza a enfermidade», destaca.

Rivas es uno de los pioneros de la revolución que la física está protagonizando en el campo de la medicina. Otro proyecto reciente financiado por la Unión Europea fue MADIA, centrado también en el diagnóstico precoz de enfermedades neurodegenerativas. El gallego consiguió 358.000 euros de los 4 millones del presupuesto total.

Esta semana Europa le ha concedido la inversión necesaria, unos 380.00 euros de los 4 millones de la cifra total, para desarrollar el nuevo proyecto BOW. «Unha célula canceríxena se pode comunicar con outras por medio dunhas vesículas. A nosa idea é meter nanopartículas nesas vesículas que nos darán información importante sobre o estado do cancro, e con vistas incluso a deseñar tratamentos», subraya.

La duración de este último proyecto será de cuatro años, hasta el 2025. Antes terminará oficialmente su etapa como emérito. Así que Pepe tendrá que volver a negociar su continuidad en la USC. «Xa veremos que pasa. Asumín unha responsabilidade e quero seguir. A ciencia é un pouco como a música ou o arte. ¿Te imaxinas a Picasso xubilado?. Son disciplinas que non entenden de idade. Confeso que para min a concesión de todas estas axudas representa a guinda a unha vida dedicada a investigación. Agora mesmo só penso en aportar ideas, axudar aos estudantes e tirar por Galicia», concluye.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
20 votos
Comentarios

El sorprendente caso Rivas: «A xubilación aos 70 anos foi administrativa, non mental»