Policías, militares, personal de emergencias y docentes serán los próximos en vacunarse

Salud Pública prioriza a los trabajadores sanitarios y sociosanitarios menores de 55 años aún por inmunizar

Un vial de la vacuna de AstraZeneca
Un vial de la vacuna de AstraZeneca

Ni hosteleros, ni taxistas, ni trabajadores de supermercados. Los siguientes en vacunarse, aprovechando que las dosis recibidas de AstraZeneca no tienen suficientemente probada su efectividad en personas mayores, serán los profesionales de servicios esenciales «en función del riesgo de exposición de su actividad laboral». Así lo ha determinado la Comisión de Salud Pública, que se ha visto obligada a actualizar la estrategia de vacunación para evitar que estas dosis quedasen paradas y, al mismo tiempo, cortar los intentos de ir por libre esbozados ya por algunas comunidades, como Cataluña.

La solución que han encontrado los especialistas del Ministerio de Sanidad es, por una parte, seguir inoculando a los mayores de 80, a los grandes dependientes mayores de 55 años y a los usuarios de las residencias con las dosis de Pfizer y Moderna, y, por otra, establecer nuevos grupos prioritarios para utilizar las vacunas de AstraZeneca.

Los primeros en recibirlas serán los sanitarios de primera y segunda línea que aún quedan por inmunizar, pero, además, dentro de este colectivo se establece un grupo 3B, en el que están: fisioterapeutas, terapeutas ocupacionales y el personal de oficinas de farmacia, medicina legal, servicios de ayuda a domicilio, centros de menores, centros de día e Instituciones Penitenciarias.

«Esencial para la sociedad»

A continuación irán los del grupo 6, cuyo trabajo se ha definido como «esencial para la sociedad». Son las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad (Policía Nacional, Guardia Civil, policías autonómicas y policías locales); personal de emergencias (bomberos y otros); Fuerzas Armadas; docentes y personal de educación infantil y necesidades educativas especiales, y docentes de primaria y secundaria.

Por otra parte, la ministra de Sanidad, Carolina Darias, que advirtió que la estrategia es «única» y estatal, adelantó que en los próximos días está prevista la llegada de más dosis de la empresa AstraZeneca, después de que el sábado se recibiese el primer envío con 196.800 unidades, de las 1,8 millones comprometidas para este mes de febrero. Lo que no ha concretado es la cantidad, que sí se conoce en el caso de Pfizer (algo más de 400.000) y Moderna (entorno a 104.400), con lo que, como mínimo, las comunidades dispondrán esta semana de otro medio millón de dosis para acabar de inmunizar a los primeros grupos prioritarios.

La vacuna de Oxford fracasa frente a la variante sudafricana y la de Pfizer protege ligeramente menos

j. alonso
Olga Parro en su primer día de la vacuna anticovid en Vigo
Olga Parro en su primer día de la vacuna anticovid en Vigo

Las dosis de la farmacéutica británica solo brindan un 10 % de eficacia frente a la nueva cepa

La vacuna que la Universidad británica de Oxford y la farmacéutica AstraZeneca desarrollaron contra el covid-19 no sirve contra la cepa sudafricana. Así lo ha revelado este lunes un estudio preliminar elaborado por una universidad del país africano y el cual arrojó que el tratamiento apenas brindó una eficacia del 10% frente a la nueva variante del coronavirus, la cual es 70% más contagiosa y hasta 30% más letal.

«Los resultados que obtuvimos contra la variante fueron del 10 %. Claramente, eso está muy lejos de la marca del 60 % que nos trazamos e, incluso si se hiciera un estudio más grande, es poco probable que se obtenga una eficacia de entre 40 o 50 %», afirmó a la BBC el profesor Shabir Madhi, de la Universidad de Witwatersrand y quien dirigió el ensayo.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
14 votos
Comentarios

Policías, militares, personal de emergencias y docentes serán los próximos en vacunarse