Galicia entra en «semiconfinamiento» con las ucis en máximos de ocupación

El número de pacientes ingresados se ha duplicado en diez días


la voz

Desde hoy los gallegos están casi confinados. Bares cerrados excepto para comida a domicilio, reuniones solo entre convivientes, compras no esenciales hasta las seis de la tarde, sin gimnasios ni cines ni ocio. Tampoco se puede salir del concello en el que se vive salvo por un motivo justificado. No habrá clases presenciales en las universidades y el teletrabajo deberá ser una prioridad. Los colegios, eso sí, pueden seguir abiertos (consulta aquí todas las medidas). Tres semanas de parón, ¿para qué? Pues, sobre todo, para evitar que las camas de los hospitales se sigan llenando a este ritmo.

Galicia estrena restricciones con más ingresados que en el peor momento de la pandemia vivido en primavera. Hay 1.201 enfermos de covid-19 que necesitan asistencia hospitalaria, el doble que hace tan solo diez días. 170 pacientes se encuentran en las unidades de críticos —nueve más que el lunes—, por lo que la comunidad está a punto de rebasar la barrera de ocupación máxima de la primera ola (178 enfermos en uci a principios de abril).

Con estos datos sobre la mesa, la Xunta, asesorada por el comité clínico, anunció el lunes la puesta en marcha de un nuevo conjunto de medidas, de las más duras de todo el país.. Hay que limitar al máximo toda interacción social porque durante los últimos catorce días se han detectado más de un millar de nuevos contagios, 1.413 en las últimas 24 horas. Un número que se sitúa al mismo nivel que la jornada anterior, cuando fueron 1.402, aunque se realizaron 1.600 PCR menos. La tasa de positividad, según los datos Sanidade, está en el 9,8 %, se mantiene justo por debajo del límite que sitúa a un territorio en zona de alto riesgo, pero sigue siendo el doble del 5 % que marca la OMS para dar por controlada la pandemia. La Incidencia Acumulada también sigue su escalada y está ya por encima de los 700 casos por 100.000 habitantes en los últimos 14 días, esto quiere decir que prácticamente se ha cuadriplicado desde el inicio de las fiestas navideñas.

Con este ritmo de contagios, los casos activos ascienden a 20.481, el doble del pico alcanzado en la segunda ola y el triple de los que había el día de Reyes. La situación se complica en todas las áreas sanitarias con A Coruña a la cabeza, sumó otros 164 casos activos para llegar a los 5.389. Vigo tiene 3.630 pacientes (88 más), Santiago 3.242 (124 más) y Ourense 2.866 (105 más). Les siguen Lugo, que acumula 1.798 infecciones (67 más), Pontevedra con 1.940 (122 más) y Ferrol con 1.616 (43 más).

La consecuencia final de todo esto es el creciente número de víctimas mortales. Solo en lo que va de año han perdido la vida más de 250 personas.

 

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

Galicia entra en «semiconfinamiento» con las ucis en máximos de ocupación