El CHUS libera camas y derivará pacientes para atender a los de covid

j. g. / e. a. / u. l. SANTIAGO / LA VOZ

SOCIEDAD

XOAN A. SOLER

El plan de contingencia contempla además traslados al hospital HM y a la uci de Conxo, o un hospital de campaña en el multiusos de Sar

21 ene 2021 . Actualizado a las 21:53 h.

El Clínico trata a 26 pacientes de covid-19 en unidades de cuidados críticos, el máximo desde el inicio de la pandemia: ocupan las 15 plazas de la uci específica para esta enfermedad, y 11 más de las 15 camas de cuidados críticos de reanimación. Ya ha trasladado pacientes operados y sin covid a otras ucis, como la coronaria. Dedica asimismo cuatro unidades de hospitalización para otros 104 ingresos, y tiene una quinta preparada para un posible incremento. El Cegadi, de Salgueiriños, donde se habilitaron 60 plazas para ingresar pacientes covid procedentes de residencias de mayores y de discapacidad está próximo a rebosar. Además, los últimos días se ha reforzado en el Clínico el personal que asiste a esta nueva enfermedad con diez especialistas de otros servicios. Así lo explica el director asistencial y número dos de la gerencia del área sanitaria, Alfonso Varela.

El plan de contingencia programado para la pandemia contempla cuatro fases, según la gravedad de la situación. El área sanitaria está en la segunda y a punto de entrar en la tercera. Y tiene todo diseñado, incluso la posibilidad de un hospital de campaña en el multiusos de Sar, que sería la cuarta fase, aunque «vemos iso moi lonxe aínda; tería que haber unhas 400 camas ocupadas, e falta moito», resalta Varela.

Antes, agrega, se prevén otras alternativas: derivar pacientes, covid o no, al centro privado HM; utilizar la uci de Conxo y otras unidades de cuidados críticos del Clínico, como la unidad de despertar, al disminuir las intervenciones quirúrgicas; o camas del Gil Casares. Todo en Santiago; el hospital de Barbanza, que tuvo varios ingresos en la primera ola y algunos las últimas semanas, no se contempla ahora.

Desde que en la segunda quincena de diciembre empezaron a detectarse brotes de más tamaño en Barbanza, y en especial los últimos días, se detectan en el área sanitaria entre 150 y 200 nuevos pacientes de covid-19 de media; de quienes ingresan entre 10 y más de 20, explica. También se dan muchas altas. Se maneja mejor esta dolencia que en la primera ola y se utilizan con más efectividad los tratamientos que funcionan. Eso reduce la estancia media de los ingresos, y los de menor gravedad, como los del Cegadi, se suelen dar de alta en la segunda semana. Pero será más lento dejar libres las camas ocupadas de lo que fue el incremento de la ocupación. Las altas van más despacio, por lo que «quedan aínda moitas semanas complicadas», admite Varela.

El director asistencial afirma que se realizan menos intervenciones quirúrgicas, pero se atienden todas las urgentes, y las de enfermedades de gravedad más prioritaria como cánceres o cardíacas, que tienen impacto y empeoran el pronóstico si no se hacen; las operaciones menores se dejan para más adelante: «se reducimos camas para atender máis doentes de covid hai que atrasar a actividade programada», indica.

Alfonso Varela confía que en breve dejen de aumentar los ingresos (desde el 1 de enero, la uci creció de 8 a 26; y otras unidades de 75 a 104 ayer), pero después tendrán que bajar. «Os profesionais estamos cansos desta situación que non acaba; non se contaba con unha situación peor que a da primeira onda», sostiene.

Tres muertes y 190 nuevos casos en 24 horas, y se tratan ya 2.593

En el área sanitaria se tratan 2.593 pacientes de covid, indica el Sergas, 86 más que notificados el martes. Marcan un nuevo máximo en 24 horas, en las que se han detectado 190 casos nuevos, y suman 13.237; y 101 altas a personas que curaron y son 10.418 desde marzo, agrega. Anoche se comunicaron tres nuevas muertes, en el Clínico: dos mujeres, de 84 y 85 años; y un varón de 90.

En 24 de los 25 municipios del área metropolitana se superan los 250 nuevos casos por cien mil habitantes de incidencia acumulada y están en riesgo extremo para la difusión de esta enfermedad. Son todos, menos Vedra. En 13 presentan cifras máximas de este año de casos nuevos las dos últimas semanas. Son Santiago, con 578 (ayer se trataban 604 personas de covid, comunicó el Sergas al Concello); Padrón, 80; Val do Dubra, 59; Rois, 58; Teo, 57; Arzúa y Ordes, 56 cada; Oroso, 47; Negreira 37; O Pino y Trazo, 29; Boqueixón, 27 y Tordoia, 16. Las cifras también son elevadas en Ames, con 151 nuevos casos los últimos 14 días; Melide, 69; Brión, 40; o Touro, 35. Los ayuntamientos avanzan nuevas medidas: Padrón limita la actividad en el mercado ambulante del domingo a puestos de alimentación; se suspende el mercadillo del sábado en Bertamiráns; mientras Teo mantiene el Mercado labrego de Os Tilos.