«Los dos kilos ganados en Navidad se pueden bajar en 15 días o un mes»

«Si se analizan los menús de Nochevieja, superan las 3.000 calorías», dice el doctor Carlos Macaya, presidente de la Fundación Española del Corazón 


redacción / la voz

Lo advierten los médicos todos los años. Y en este, la Fundación Española del Corazón no se ha olvidado de subrayar que los niveles de colesterol han podido subir hasta un 10 % con los excesos de la Navidad. «Es algo que todos los años se repite. Hemos hecho estudios y, en efecto, aumenta en general en ese porcentaje», señala el doctor Carlos Macaya, presidente de la entidad.

-¿Cuál es el exceso que tiene más incidencia en ese incremento del colesterol?

-Realmente, es un sumatorio. Durante todo el mes de diciembre se producen comidas donde se hacen exceso de calorías, tanto por el contenido como por la cantidad. Si se analizan los menús que se toman en Nochevieja o Nochebuena, aparte de las otras comidas, estos superan las 3.000 calorías, con exceso de grasas y dulces. Si a todo eso le añades el alcohol, donde se cometen ciertas transgresiones, hace que todo eso entre en el cuerpo. Luego está el tiempo. Con lluvias y frío se reduce la actividad física. Todo lo juntas y da un balance muy positivo a nivel de calorías en el cuerpo. Eso hace que aumente el colesterol.

-¿Es la peor época del año, en ese sentido?

-Sí, en verano se puede comer más, pero el contenido de calorías es mucho menor y, además, se hace más ejercicio.

-La Navidad ya ha pasado. ¿Qué se puede hacer ahora?

-En la báscula se puede ver que se ha ganado peso y lo que hay que hacer es bajarlo. ¿Cómo? Empezando a comer como se debe, con alimentación variada y equilibrada, introduciendo vegetales, frutas, verduras, legumbres... Obviamente, no se contemplan unas lentejas en una comida navideña y eso es lo que hay que recuperar, y abandonar los asados, suspender el alcohol y ponerse a hacer ejercicio. Los dos kilos ganados en Navidad se pueden bajar en 15 días o un mes. Eso para gente con condiciones normales. Los que ya tienen una enfermedad cardiovascular o están tomando medicación para bajar el colesterol, más aún. No hay que subir las dosis de medicamento, sino bajar la entrada de calorías.

-Con el coronavirus entra otro factor en juego.

-Sí, los cardiópatas cuando contraen el coronavirus tienen un peor pronóstico. Con más razón debemos evitarlo. El coronavirus es una amenaza que tenemos ahí y en estos casos hay mucha más razón para protegerse, evitando la ingesta de esos alimentos y no olvidando nunca la medicación. Tienen que saber que son más vulnerables.

-Cuando se habla de colesterol se piensa siempre en adultos. ¿Los excesos navideños qué repercusión pueden tener en la salud de un niño?

-A corto plazo tienen poco. Los niños son los que más capacidad tienen de modificar los hábitos y las conductas. Son más moldeables. El adulto es el difícil, al que más le cuesta bajar el peso y cambiar los hábitos. Con los niños que tienen sobrepeso y son más vulnerables hay que tener más cuidado. Concienciarlos de que hay que comer bien. Sí que es cierto que cada vez hay más niños obesos, y en una cifra alarmante. Pero no es un problema de fiestas navideñas, sino de todo el año. Ahí sí que tenemos que evitar esas transgresiones. Pero los niños no hacen fiestas navideñas ni cenas de trabajo. Ellos comen lo que les dan. La droga del niño son los azúcares. Eso tiene que controlarse.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
10 votos
Comentarios

«Los dos kilos ganados en Navidad se pueden bajar en 15 días o un mes»