La atmósfera al revés: más frío en la Península que en Groenlandia

Xavier Fonseca Blanco
Xavier Fonseca REDACCIÓN / LA VOZ

SOCIEDAD

Marcos Míguez

El aire polar ha dejado el récord histórico de temperatura mínima con 34,1 grados bajo cero. Galicia sigue pendiente de la previsión de nieve para el sábado

06 ene 2021 . Actualizado a las 19:47 h.

El 2021 ha comenzado con las condiciones meteorológicas en el hemisferio norte justo al revés de lo que suele ser normal. Ahora mismo las anomalías térmicas positivas (valores por encima de la media) se registran en muchas lugares del extremo norte del planeta y las negativas (cifras por debajo de la media) en las regiones templadas. La situación en ambos casos es lo suficientemente extrema como para que en zonas del Ártico, como por ejemplo en Groenlandia, las temperaturas sean más altas que en algunas localidades gallegas. La diferencia resulta especialmente significativa sobre todo en las mínimas. Durante la pasada madrugada el termómetro descendió hasta los 10,9 grados bajo cero en la localidad ourensana de Calvos de Randín mientras que en el sur de Groenlandia ha sido de 1 grado bajo cero. Es realmente sorprendente que pueda ocurrir algo así en esta época del año si se tiene en cuenta que la luz solar apenas ha hecho acto de presencia en el círculo polar ártico. El episodio de frío extremo ha dejado, además, el récord histórico de temperatura mínima en España. Se ha registrado en Clot del Tuc de la Llança (Lleida) con 34,1 grados bajo cero. Un valor más propio de los polos que de las latitudes medias.

El motivo que explica esta atípica situación reside en la configuración actual que presenta la corriente en chorro polar o jet stream, con grandes meandros. El ascendente canaliza aire cálido hacia el Ártico y el descendente es el que se encarga además hacer llegar el aire polar hasta la Península, responsable de las bajas temperaturas de las últimas dos semanas. Además, en esta ocasión también hay que prestar atención al el chorro subtropical. Esta corriente separa el aire cálido que asciende desde el ecuador de la Tierra con el templado que desciende desde las latitudes medias. Estos días se encuentra más al norte de lo que suele ser habitual, favoreciendo que las borrascas, como Filomena, circulen más al sur de lo que lo hacen normalmente.

En las próximas horas el centro de bajas presiones entrará por el sur de la Península, inyectando una humedad que se va a combinar con el aire frío que se ha estado acumulando y provocará que la nieve sea protagonista en muchas zonas de España. Hasta medio metro se puede acumular en zonas como Madrid. En cuanto a Galicia la incertidumbre sigue siendo alta. Los modelos no se ponen de acuerdo. Uno de ellos sigue acercando la nieve a la costa y el otro no tanto. En las próximas horas debería saberse qué pasará finalmente.