La hostelería se debate entre celebrar la reapertura y el temor por su futuro

Valora el regreso a la actividad, pero cree que para muchos seguirá siendo inviable


Regresan los bares, pero a medias. La sensación de felicidad no es completa. Hay necesidad, pero también es preciso hacer cuentas. Las patronales del sector se debaten entre aplaudir las decisiones de la Xunta y criticar las perspectivas de futuro debido a las restricciones de partida.

Para Cheché Real, presidente de la asociación provincial lucense, «é una gran noticia que permitan xuntarse a persoas non convivintes porque ata agora non o contemplaban e é importantísimo para nós». También es positivo el análisis de Héctor Cañete, máximo dirigente de la patronal provincial coruñesa. «No puede ser de otra manera. Agradecemos a la Xunta que haya cumplido con todo lo que estuvimos acordando estos días. Incluso en algunos aspectos pudieron ir más allá, con permiso del comité clínico, como el aumento del aforo. Estamos muy contentos de que se recogiesen nuestras peticiones», destacó.

«Que cuiden lo que nos costó tanto conseguir»

«Era imprescindible abrir. Llevamos muchos meses de restricciones, con pérdidas acumuladas y no podemos aguantar más. Necesitamos trabajar para comer», advirtió. «Necesitamos las ayudas ya. Y que se puedan completar con los nuevos presupuestos para los que no las recibieron», insistió. Cañete quiso hacer un «llamamiento al sector y a la población en general para que cuiden lo que hemos conseguido con tanto esfuerzo. Que esto no sea un punto y aparte y se piensen que todo ha acabado. Que todos cumplan las medidas de seguridad y podamos disfrutar de lo conseguido. Pido respeto para los trabajadores que llevan meses cobrando solo una parte de su salario».

«Que no nos cierren otra vez por culpa de los brotes en ámbito familiar»

César Sánchez Ballesteros, presidente de la asociación provincial de Pontevedra, realizaba una lectura «agridulce porque se agradece a la Xunta que nos informe de los ratios y el criterio, pero otra cosa es que los compartamos». «Era una apertura demandada porque los más pequeños necesitaban imperiosamente sobrevivir, pero las restricciones hará inviables los negocios en muchos casos, porque además limitan las ayudas», argumenta. «Habría que invertir más en control y prevención en el sector, pero lo fácil es cerrarlo. Y en enero no puede ser que nos cierren otra vez si los brotes se generan en el ámbito familiar», avanza.

Cesáreo Pardal, presidente del Clúster Turismo Galicia valoraba positivamente las medidas de la Xunta. «Non era una decisión sinxela e é imposible contentar a todos. Estábamos pechados, Ourense por moito tempo, e a mensaxe é optimista, aínda que haberá quen sopese non abrir. Son precisas máis axudas para manter o texido empresarial», afirmó.

Vilagarcía rechaza el plan de desescalada

La delegación de La Voz en Arousa informa de que en Vilagarcía el sector rechaza las condiciones de la desescalada, asegura «querer traballar, non esmolas», y propondrá al comercio local un cierre simbólico como medida de protesta. Algunos hosteleros anunciaron que, «mentres non se modifiquen horarios e aforo, só se manterán os servizos a domicilio». Entre otras cuestiones, reclaman que el horario de cierre a las 17.00 horas, al que no le ven sentido, se amplíe hasta las once de la noche.

«Con estes aforos e sen barra deixan moita xente fóra porque é inviable»

El directivo de Hostalaría Compostela, Lois Lopes, criticaba las decisiones. «Cremos que foron improvisadas e non estudiadas», asegura. «Os aforos por debaixo do 70% fan inviables moitos negocios. Déixase fóra a moita xente, como tamén se deixa ó non considerar a nosa proposta da barra como mesa única, porque moitos bares dependen dela. E tampouco recolleron a posibilidade de que o ocio nocturno traballase tal como fará unha cafetería», argumenta. «Todo isto deixa a xente fóra sen traballar, nin axudas e indemnizacións», concluye. «Aledámonos, eso si, de que as fases sexan en base a criterios obxectivos e datos concretos en función da situación en cada territorio. «Sería moi importante que tivesen en conta propostas de prevención como os medidores de dióxido de carbono», zanja.

«Los cierres perimetrales son los que ahogan al alojamiento»

César Sánchez Ballesteros es también el presidente de la Asociación de Empresarios de Hospedaje de la Provincia de Pontevedra. Los cierres perimetrales le obligaron a cerrar su hotel, el Bahía, que llevaba abierto desde 1970. «La ocupación no se mide en porcentaje, sino con los dedos de una mano. Es misión imposible seguir cargando con la hipoteca o los alquileres y la ley no nos ampara. Nadie se acordó de proteger a los empresarios de hotelería y turismo», recalca.

El ocio nocturno se queja: «Las Administraciones siguen sin darnos una solución»

Carlos Rodríguez, presidente de Asociación Provincial de Establecimientos Musicales y Espectaculos Reglados de Pontevedra, pide una mayor implicación por parte de la Xunta y los ayuntamientos para encontrar una solución al subsector del ocio nocturno. «Adaptar las licencias es responsabilidad del concello, pero también se le trasladó a la Xunta porque implica unas adaptaciones físicas para las que necesitaríamos ayudas en las que la letra pequeña no sea una trampa. Todos lo anotan, pero nadie da respuesta», explica.

«No hay que pensar solo en ocio cuando se habla de no convivientes»

El jefe de sala del restaurante Habana 83 de Ourense, Manuel Filgueira, calificaba las medidas de «más acertadas que las anteriores». «Estamos contentos, en general, porque permitir que coincidan en una mesa no convivientes es muy importante», avanza. «No solo hay que pensar en ocio cuando se habla de no convivientes, porque nuestra principal clientela entre semana es gente que se reúne por trabajo mientras come. Y si no es en un restaurante, se reunirán en otro lado», explica.

«Ahora hay que insistir en que se cumplan las medidas, porque, si no, volveremos a lo de antes», concluye.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

La hostelería se debate entre celebrar la reapertura y el temor por su futuro