Llega una Dana a Galicia: así cambiará el tiempo

El sol y las altas temperaturas tienen las horas contadas, al menos a corto plazo


Galicia lleva varias jornadas consecutivas con un tiempo muy seco y temperaturas máximas agradables, por encima de los 20 grados, debido a la posición del anticiclón y a los vientos secos del sureste. Pero si algo define al otoño, como a la primavera, es la variabilidad atmosférica. El buen tiempo tiene las horas contadas porque la inestabilidad regresa a la comunidad gallega de la mano de una Dana (Depresión Aislada en Niveles Altos) o gota fría.

En las latitudes medias, donde se encuentra la Península, la circulación general del aire se desplaza del oeste hacia el este. La corriente en chorro, que se mueve en la misma dirección, suele ser aprovechada por los aviones para ahorrar tiempo y combustible durante los trayectos desde Estados Unidos a Europa. A menudo la corriente se deforma, creando grandes meandros, como los de un río, que ascienden y descienden, arrastrando aire cálido en la parte que sube y frío en la que región que baja. Puede ocurrir, además, que a partir de ese meandro descendente o vaguada se descuelgue un pequeño sistema de bajas presiones que queda aislado de la circulación general de la atmósfera. Ese aislamiento da nombre a la Dana. El fenómeno ocurre en las capas altas de la atmósfera. Se denomina comúnmente gota fría porque se alimenta de aire gélido y porque sobre los mapas la pequeña borrasca aislada de la circulación general tiene aspecto de una gota.

El sistema de bajas presiones se va a ir deslizando de norte a sur hasta situarse al oeste de la costa gallega. A medida que se aproxime a Galicia, la atmósfera irá inestabilizándose, algo que ya se percibirá este martes. El cielo estará parcialmente cubierto con lluvias que comenzarán durante la mañana en el litoral oeste y por la tarde llegarán a las provincias de A Coruña y Pontevedra. Ya por la noche los chubascos serán probables en cualquier punto de las cuatro provincias. En cuanto a las temperaturas, cambia la dinámica que ha predominado durante los últimos días, ya que las mínimas experimentarán un ligero ascenso y las máximas sufrirán un ligero descenso.

El miércoles Galicia seguirá bajo la influencia de la Dana y con aire frío en las capas altas de la atmósfera. Se espera una jornada con chubascos que ocasionalmente podrán venir acompañados de granizo y aparato eléctrico. Las temperaturas mínimas quedarán sin cambios significativos mientras que las máximas sufrirán otro ligero descenso, quedando con valores más propios de la época del año, entre 12 y 14 grados.

El jueves la gota fría se retirará hacia el sur, dejando a Galicia en una zona intermedia entre altas y bajas presiones, con vientos de componente este. Habrá nubes cuanto más al sur, incluso con la posibilidad de alguna lluvia ocasional en Ourense y Pontevedra. Las temperaturas mínimas sufrirán un ligero descenso mientras que las máximas ascenderán ligeramente. De momento, los modelos apuntan a que el fin de semana la probabilidad de lluvia desciende. 

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
12 votos
Comentarios

Llega una Dana a Galicia: así cambiará el tiempo