El cierre de Madrid por covid-19 impide enterrar en Ribadeo a un caído de la División Azul

Los restos del cabo J. R. García Espina, repatriados desde Rusia en agosto, llevan tres meses en la capital en un piso privado


Los restos mortales del cabo de la División Azul José Ramón García Espina, natural de Ribadeo y fallecido en el frente ruso en 1943, llevan tres meses en el domicilio privado que una sobrina tiene en Madrid sin que, desde el pasado agosto, fecha en que fueron repatriados y entregados a sus deudos, puedan ser trasladados a Ribadeo —a causa del confinamiento de la comunidad madrileña— para darles sepultura.

Gracias por leer La Voz

Suscríbete al periodismo sin límites hecho en Galicia

WEB+APP
Lee todas las noticias en la edición digital y la aplicación, accede a contenidos exclusivos y disfruta de una lectura sin publicidad intrusiva
VERSIÓN PDF
Accede a la réplica del periódico en PDF, a todas las ventajas de la suscripción WEB+APP y a la hemeroteca de La Voz desde 1882

El cierre de Madrid por covid-19 impide enterrar en Ribadeo a un caído de la División Azul