Ana Obregón cinco meses después de perder a su hijo: «No tengo ganas de reír, ni de bailar y no puedo trabajar»

La actriz comparte con sus seguidores el lugar en el que está desde hace semanas «meditando en calma para encontrar la paz»


redacción

«Estos cinco meses sin ti no sabía quién era, lo que era o ni siquiera si era. Simplemente... estaba allí , como una percepción singular en medio de una nada sombría , carente de principio y final», comienza diciendo Ana Obregón en un post que ha compartido con sus seguidores cuando se cumplen cinco meses de la muerte de su hijo Áless, que falleció el pasado 13 de mayo a los 27 años víctima de un sarcoma de Ewing y después de años de lucha contra la enfermedad. 

La actriz explica que, desde hace un mes, se encuentra refugiada en la naturaleza. «Aquí llevo más de un mes (me vine antes del estado de alarma), meditando en calma para encontrar la paz en este viaje hacia mi interior. Conectando con mi conciencia espiritual o el alma, porque las almas son eternas y de esta forma me acerco más a ti. Siguiendo tu ejemplo, iluminada por tu luz», explica junto a una foto en la que se la ve sentada a los pies de un río y rodeada de árboles. 

Obregón también se acuerda de todas esas familias que han perdido un ser querido en estos meses. «De ese Ego que contamina todo. Hasta a los políticos, que jugando a ser médicos y midiendo constantemente su Ego y su poder, conseguirán tener en su currículum un montón de vidas de españoles. Desde mi corazón mi más sentido pésame a las familias de los 50.000 ( 33.000?) fallecidos en España por esta pandemia(sindemia)», escribe la intérprete. 

View this post on Instagram

Estos cinco meses sin ti no sabía quién era, lo que era o ni siquiera si era. Simplemente... estaba allí , como una percepción singular en medio de una nada sombría , carente de principio y final . Aqui llevo más de un mes(me vine antes del estado de alarma) Meditando en calma para encontrar la paz en este viaje hacia mi interior. Conectando con mi conciencia espiritual o el alma, porque las almas son eternas y de esta forma me acerco más a ti. Siguiendo tu ejemplo, iluminada por tu luz. Decia Einstein que “el auténtico valor del ser humano viene determinado principalmente en la medida que ha conseguido liberarse del Yo “. De ese Ego que contamina todo. Hasta a los políticos , que jugando a ser médicos y midiendo constantemente su Ego y su poder , conseguirán tener en su currículum un montón de vidas de españoles. Desde mi corazón mi más sentido pésame a las familias de los 50.000 ( 33.000?) fallecidos en España por esta pandemia(sindemia). Tenéis que perdonarme, siento muchísimo compartir con vosotros mi dolor porque siempre a lo largo de 40 años en mis trabajos mi intencion era contagiaros felicidad, haceros reír, soñar, que olvidarais los problemas. Necesito que me entendáis he perdido todo, mi único hijo. Y no tengo ganas de reír, ni de bailar, ni de ponerme modelitos y por ahora no puedo trabajar . Se que vuestra mano anónima me acompaña y me sujeta fuerte para que no caiga más hondo. Os estoy infinitamente agradecida . También sé que mis hermanas no me han soltado la mano ni un segundo . Pero sobre todo sé que tú , Áless , me mandas ese inmenso amor desde la eternidad y que si algún día vuelvo a vivir será por ti . #alessforever #5meses 💔

A post shared by Ana_Obregon Oficial (@ana_obregon_oficial) on

«Tenéis que perdonarme, siento muchísimo compartir con vosotros mi dolor porque siempre a lo largo de 40 años en mis trabajos mi intencion era contagiaros felicidad, haceros reír, soñar, que olvidarais los problemas. Necesito que me entendáis he perdido todo, mi único hijo. Y no tengo ganas de reír, ni de bailar, ni de ponerme modelitos y por ahora no puedo trabajar», confiesa Ana Obregón, que agradece a todos sus seguidores y su familia el apoyo y el cariño de sus seres más queridos. «Sé que vuestra mano anónima me acompaña y me sujeta fuerte para que no caiga más hondo. Os estoy infinitamente agradecida. También sé que mis hermanas no me han soltado la mano ni un segundo. Pero sobre todo sé que tú , Áless, me mandas ese inmenso amor desde la eternidad y que si algún día vuelvo a vivir será por ti», termina la actriz. 

Obregón ha utilizado las redes sociales durante todo este tiempo para recordar a su hijo. Hace tan solo una semana, escribía «Es curioso, no puedo recordar nada de mi vida antes de ti Aless, como tampoco puedo recordar estos meses sin ti. Se ha borrado todo».

View this post on Instagram

Gracias Alessandro @alessandrolequiosr por haberme dado no solo lo más importante de mi vida, sino “la vida”. Porque el día en que nació nuestro hijo Áless , ese día en realidad quien nació fui yo. Es curioso, no puedo recordar nada de mi vida antes de ti Aless, como tampoco puedo recordar estos meses sin ti. Se ha borrado todo. Lo único que siento cada segundo con lo que me queda de corazón son los 27 años que nos regalaste de inmensa felicidad, amor , lucha , ejemplo y genialidad. Aunque ahora me haya convertido en un pozo vacío de vida sin ti y lleno de tristeza se que tu alma está unida eternamente a la nuestra . Y eso , a veces, me permite respirar. Gracias por habernos elegido como padres mi guerrero de luz. 💔 #eternamentejuntos #alessforever

A post shared by Ana_Obregon Oficial (@ana_obregon_oficial) on

Desde que Álex Lequio murió, todas y cada una de las publicaciones de Ana Obregón en Instagram han sido en su honor. Primero con un desgarrador «se apagó mi vida», apenas unas horas después de conocerse su trágica muerte, pero también para agradecer el cariño tras el funeral, para recordarlo por su cumpleaños o para despedir a su perra, a la que su hijo tenía gran cariño. Ahora Ana Obregón ha publicado el post que Álex Lequio estaba preparando para su cuenta de Instagram, pero que el cáncer que sufría no le permitió ni siquiera llegar a terminar de escribir. 

«Hace un mes encontré en tu móvil el último post que escribiste. No tuviste tiempo de terminarlo ni de subirlo. He dudado mucho si hacerlo, pero sé que tú querías hacerlo», explica Ana Obregón en su cuenta de Instagram. «Hoy lo comparto con todos vosotros de parte de Áless desde el corazón mutilado de una madre», prosigue, junto a una foto de ambos tomada en cala Virgili, en Mallorca. 

«El problema más grande del ser humano -y el mío hasta que me dijeron que tenía cáncer- es la manera de entender la felicidad, de ser feliz. Me he pasado 27 años de mi vida intentando ser el mejor estudiante, graduarme en la mejor universidad, montar empresas y sentirme un cowboy del capitalismo, siempre anclado en el ‘más es mejor´. Todo precioso y bonito hasta que un día te dan la noticia y no sabes cuántos meses te quedan de vida. En un abrir y cerrar de ojos, te das cuenta de la importancia del ‘tiempo´. Mejor aún, te das cuenta cómo y con quién quieres invertirlo. ¿Cuántas veces no he estado con mi novia por quedarme enviando correos hasta las 3 de la mañana? ¿Cuántas veces he ido a jugar con mi hermanita pequeña? Cuántas veces habré ido a ver a mi madre? ¿Cuántas la he colgado? ¿Cuántas invitaciones rechazadas al cine con mi padre? Cuántas? CUÁNTAS????? No soy nadie para darte un consejo pero quizás, dios no lo quiera, un día recibas una llamada del hospital después de hacerte una tac, una placa o un análisis de sangre, invitándote a cerrar una cita con urgencia. Quizás ese día se sienten 7 médicos delante de ti y bum todas esas metas por ser un as se evaporan. Al final solo te llevas el tiempo y el amor que has dedicado a las personas que quieres, a las qué ... », publicó Ana Obregón, con la frase de su hijo aún sin terminar. 

View this post on Instagram

Hace un mes encontré en tu móvil el último post que escribiste. No tuviste tiempo de terminarlo ni de subirlo. He dudado mucho si hacerlo, pero se que tú querías hacerlo. Hoy lo comparto con todos vosotros de parte de Áless desde el corazón mutilado de una madre: “El problema más grande del ser humano - y el mío hasta que me dijeron que tenía cáncer - es la manera de entender la felicidad, de ser feliz. Me he pasado 27 años de mi vida intentando ser el mejor estudiante, graduarme en la mejor universidad , montar empresas y sentirme un cowboy del capitalismo, siempre anclado en el ‘más es mejor.’ Todo precioso y bonito hasta que un día te dan la noticia y no sabes cuantos meses te quedan de vida. En un abrir y cerrar de ojos, te das cuenta de la importancia del ‘tiempo.’ Mejor aún, te das cuenta cómo y con quien quieres invertirlo. Cuantas veces no he estado con mi novia por quedarme enviando correos hasta las 3 de la mañana? Cuantas veces he ido a jugar con mi hermanita pequeña? Cuantas veces habré ido a ver a mi madre? Cuantas la he colgado? Cuantas invitaciones rechazadas al cine con mi padre? Cuantas? CUANTAS????? No soy nadie para darte un consejo pero quizás, dios no lo quiera, un día recibas una llamada del hospital después de hacerte una tac, una placa o un análisis de sangre, invitándote a cerrar una cita con urgencia. Quizás ese día se sienten 7 médicos delante de ti y ‘bum’ todas esas metas por ser un as se evaporan. Al final solo te llevas el tiempo y el amor que has dedicado a las personas que quieres, a las qué ... ” @alessandrolequiojr PDT. Mi Aless , ojalá lo hubiera leído antes de que partieras para decirte que has dado tanto amor en esta vida; a tus amigos, a tu novia, a tu familia y sobre todo a mí, que necesitaría 1 millón de vidas para agradecértelo . Tu mensaje llegará al corazón de muchas personas.#alessforever

A post shared by Ana_Obregon Oficial (@ana_obregon_oficial) on

«Mi Aless, ojalá lo hubiera leído antes de que partieras para decirte que has dado tanto amor en esta vida; a tus amigos, a tu novia, a tu familia y sobre todo a mí, que necesitaría 1 millón de vidas para agradecértelo. Tu mensaje llegará al corazón de muchas personas.#alessforever», escribía.

Alex Lequio compartía en abril su última publicación en redes sociales. Se trataba de una foto de cuando era pequeño junto a su prima Celia G. Vega-Penichet. «On and on, through eternity, we will shine together #fight #fight #fight», escribía junto a la imagen de los dos. 

 Unas semanas antes había publicado una imagen de la serie Dragon Ball, dedicada al hermano de María Palacios, Borja, que también lucha contra el cáncer, y al que Álex estaba muy unido. 

View this post on Instagram

Ready @borjapmilla #BlancoPequeño #ErrorPequeño

A post shared by Me Dicen Aless (@alessandrolequiojr) on

La desgarradora felicitación de Ana Obregón a su hijo en su 28.º cumpleaños

«No sabes cómo duele no poder estar a tu lado», escribió la actriz en el día del aniversario de Alex Lequio, fallecido hace un mes como consecuencia de un cáncer

El 23 de junio es una fecha especial para la familia de Alex Lequio. Durante 27 años, Ana Obregón y Alessandro Lequio celebraron este día como el del cumpleaños de su único hijo en común, pero este año, en el que habría sido su 28.º cumpleaños, lloran la ausencia que ha dejado su muerte prematura, ocurrida el pasado 13 de mayo como consecuencia de un cáncer.  

Sin duda, el hijo de Ana Obregón y Alessandro Lequio ha dejado un legado y una historia insuperable. Un joven que miró de frente el cáncer y que luchó hasta el final, demostrando una enorme fortaleza durante los dos años en los que estuvo en tratamiento.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Ana Obregón cinco meses después de perder a su hijo: «No tengo ganas de reír, ni de bailar y no puedo trabajar»