El fin del botellón en las calles dispara las fiestas en domicilios privados

Policías locales admiten que hay noches que no son capaces de atender todas las quejas que reciben

Gente tomando unas copas, hace unas semanas, en un local de Londres
Gente tomando unas copas, hace unas semanas, en un local de Londres

Proporcionalidad inversa: a menos botellones en la calle, más fiestas en domicilios privados. Las fuerzas de seguridad confirman que, al menos por ahora, la Galicia de la nueva normalidad hace oídos sordos a las recomendaciones de la Xunta, que lleva semanas insistiendo en que mejor ser pocos en las reuniones sociales. «Estamos desbordados -admiten desde la Policía Local de Vigo-. Hay quejas que no se atienden porque no damos abasto, hemos llegado a archivar más de 15 servicios en una noche sin poder darles cobertura porque no hay patrullas disponibles». Se confiesan desbordados. Especialmente este último mes, el teléfono no ha dejado de sonar: con el fin del estado de alarma se dispararon los avisos de los vecinos, que ahora reclaman intervenciones rápidas y eficaces en domicilios privados, tanto en pisos como en casas unifamiliares, en el extrarradio y en el centro de la ciudad.

Para leer más, suscríbete

NO TE QUEDES SOLO
CON LOS TITULARES
WEB+APP SIN LÍMITES
Lee todas las noticias en la edición digital y la aplicación, accede a contenidos exclusivos y disfruta de una lectura sin publicidad intrusiva
4,95 € /mes
Prueba 30 días gratis
Sin compromiso de permanencia
VERSIÓN PDF
Lee en PDF el periódico diario y las revistas YES, Mujer Hoy y XL Semanal, y accede a la hemeroteca de La Voz desde 1882
9,95 € /mes
Suscríbete
Sin compromiso de permanencia

El fin del botellón en las calles dispara las fiestas en domicilios privados