El albergue de O Berbés vuelve a ser un pabellón deportivo

Los sintecho que pernoctaban por el covid fueron realojados por el Concello


VIGO / LA VOZ

El alcalde de Vigo, Abel Caballero, anunció ayer el cierre del albergue de emergencia social montado urgentemente en el pabellón de O Berbés durante los dos meses de confinamiento para acoger a sintecho e indigentes desde el 19 de marzo. Una vez que la ciudad entró en la fase 3 del estado de alarma, ya derogado, el dispositivo extraordinario perdió utilidad. Ahora, el Concello planea reconvertirlo en un espacio deportivo.

«Desde la fase 3 estamos viendo cómo hacer con los dispositivos extraordinarios. Asumimos la situación del pabellón de Berbés, al que recurrimos de forma extraordinaria», explicó ayer el regidor vigués. El Concello, en las últimas semanas, se ha planteado cerrar el albergue al considerar que la emergencia social ha finalizado. Pero antes quería amarrar una solución para las personas sin hogar que había allí. «Llevamos un tiempo hablando con las personas que estaban allí para su reubicación», dijo el primer edil.

El pabellón actualmente está vacío y ya no pernocta ninguna persona sin hogar allí. La instalación deja de ser albergue y volverá a entrar en las competencias del área municipal de Transportes. El alcalde garantizó que volverá a ser un espacio deportivo.

Tras entrar en la fase 3, 25 personas alojadas en O Berbés que eran beneficiarias de ayudas de emergencia fueron derivadas a otros lugares. El Concello les buscó otro techo para ellos. «Les buscamos una solución habitacional como una pensión, casa, hotel o alquiler, entre otros. Le pagamos la fianza de alquiler y algunos meses», dijo Caballero.

Otros 25 sintecho fueron derivados al albergue municipal, a Santa Cruz o a un piso básico o a espacios sociosanitarios. Diez eran transeúntes y regresaron a su lugar de origen. Estaban en Vigo de paso y les sorprendió la declaración del estado de alarma. Uno de ellos declinó seguir con la ayuda de emergencia.

«Todas las personas que estaban en el Berbés tienen un techo para vivir», dijo el regidor. «A las personas que fueron pasando por los albergues les dimos ayudas», añadió.

El mandatario vigués indicó que quince de ellos se empadronaron en Vigo y el Concello tramitó 37 ingresos mínimos vitales. «Es una ayuda de una importancia inestimable», recalcó Abel Caballero. A partir de ahora regirá el tiempo de 10 días para estar allí para que haya rotación.

«A 16 de ellos les buscamos un lugar para vivir. Diez están en sitios más adecuados y cuatro regresaron al lugar de origen», dijo.

El Concello también realizó más de 1.000 intervenciones de la unidad de calle. En 297 casos, le buscaron atención a personas que estaban en la vía pública. Repartieron 900 kits de higiene, más de 10.000 comidas, 7.000 cenas y 7.000 desayunos.

Actualmente, en el cercano albergue municipal de Marqués de Valterra hay 38 plazas cubiertas mientras que en el de Santa Cruz (antes Hermanos Misioneros de los Enfermos Pobres de Teis) quedan vacías 26 de 38 camas.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El albergue de O Berbés vuelve a ser un pabellón deportivo