Un obispo y siete sacerdotes, detenidos en Montenegro por celebrar una procesión con cientos de personas

Los religiosos se enfrentan a penas de 12 años de cárcel por violar las normas sanitarias decretadas en el país para frenar el covid-19


Un obispo y otros siete religiosos de la Iglesia ortodoxa serbia han sido arrestados en Montenegro por celebrar una procesión a la que acudieron cientos de fieles pese a la prohibición de participar en reuniones públicas. Esta medida ha provocado hoy diversas manifestaciones para reclamar la puerta en libertad de todos ellos, que podrían enfrentarse a penas de 12 años de cárcel.

Según EFE, el arresto se produjo anoche en la ciudad de Niksic, en el centro del país, después de una multitudinaria celebración religiosa celebrada en la calle, y llevó a que muchas personas se manifestaran ante la dependencias de la policía reclamando la puesta en libertad de los religiosos, señala la agencia Mina.

Las protestas han continuado hoy y la policía lanzó gas lacrimógeno para desalojar a los manifestantes que habían cortado una carretera y detuvo a siete personas. Según recoge The Guardian, la Fiscalía ha indicado que los religiosos están acusados de violar las disposiciones sanitarias contra la propagación del covid-19.

La emisora Radio Free Europe ha mostrado hoy un vídeo en la que se ve a miles de personas participando en una procesión, sin guardar la mínima distancia de seguridad, saludándose e incluso tomando la eucaristía con la misma cuchara.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Un obispo y siete sacerdotes, detenidos en Montenegro por celebrar una procesión con cientos de personas